Día 37

Haku nos había dado 150.000 PC como recompensa por derrotarla en la Batalla de Calabozos. Como nos quedaban 30.000 PC de la batalla misma… menos los 10.000 PC que le di a Rokuko para hacer lo que ella quisiera con… tuvimos en total 170.000 PC para hacer lo que quisiéramos. Pensé que sería mejor usar todo ese dinero fácil (PC, actualmente) para prepararse para el futuro.

Primero, amplié los límites del calabozo para abarcar todo el bosque cerca de la entrada de la cueva con planes para convertir la tierra en una gran granja. Luego compré diez [Remolachas de Azúcar (10 PC)] mientras esperaba a que los golems labraran la tierra. Naturalmente, podría convertir las remolachas de azúcar en azúcar pura después de cultivarlas en cantidad suficiente. Aumentaría constantemente el tamaño de las granjas, manteniendo una buena distancia del calabozo en sí, y haría mucho azúcar de alta calidad. Entonces vendería ese azúcar. Un plan para enriquecerse rápidamente, básicamente. Hubiera sido más fácil para mí comprar azúcar directamente con PC, pero eso no sería sustentable. Conseguiría más dinero, pero no más PC. Sin embargo, parecía que cincuenta monedas de cobre juntas valían 5 PC, por lo que era posible obtener PC del azúcar si se vendía muy bien. Sólo que no es muy probable. Tendré que intentarlo si las remolachas salen mal o algo así.

También intenté comprar varios tipos de pergaminos mágicos:

Magia de Tierra de Bajo Rango. [Pergamino de Piedra (700 PC)]. Un hechizo que hace una piedra que puedes lanzar volando.

Magia de Agua de Bajo Rango. [Pergamino de Agua (500 PC)]. Un hechizo que hace una bola de agua que puedes lanzar volando.

Magia de Viento de Bajo Rango. [Pergamino de Voz de Aire (400 PC)]. Un hechizo que hace que el viento te permita seguir hablando.

Magia de Fuego de Bajo Rango. [Pergamino de Bola de Fuego (500 PC)]. Un hechizo que hace una bola de fuego que puedes lanzar volando.

Magia de Luz de Bajo Rango. [Pergamino de Luz (500 PC)]. Un hechizo que hace una bola de luz que puedes hacer flotar.

Magia de Oscuridad de Bajo Rango. [Pergamino Cegador (600 PC)]. Un hechizo que hace una bola de oscuridad que hace que sea más difícil de ver.

Magia de Espacio-Tiempo de Rango Inferior. [Pergamino de Billetera (600 PC)]. Un hechizo que le permite almacenar y retirar dinero.

Compré tres de cada uno. Uno para mí, otro para Rokuko y otro para Niku. Sólo quería que todos aprendiéramos algo de cada elemento de la magia. Podría ser útil algún día, de alguna manera. Aunque, uh… Me decidí por un hechizo para la magia del espacio-tiempo, ¿pero por qué se llama «billetera»? Quiero decir, aparentemente te permite usar una dimensión alternativa como billetera, pero aún así. ¿Qué hace aquí, Sr. Traductor Automático…?

También compré la útil habilidad de Espacio-Tiempo de Rango Medio [Pergamino de Almacenamiento (10.000PC)]. Era bastante caro, pero como no quería ser tacaño con nuestro dinero fácil, compré tres de esos también. Muy útil, parecía que el tiempo se detuvo para cualquier cosa que tuvieras almacenada. Inmediatamente guardé mi [Almohada Celestial]. Sí… Parece que tengo el espacio de un armario aquí. Yo también puse mi [Futón] ahí. Ahora ya no tenía que preocuparme por ninguna posada con camas duras.

Y así, utilicé alrededor de 40.000 PC en total, lo que nos deja con 130.000 PC. Parecía mucho, pero estaba planeando usar la mayor parte de ella para expandir el calabozo más allá. Sí… Estoy empezando a sentir nostalgia por los momentos en los que usar un montón de PC significaba tener literalmente cero de sobra. Ahora todo lo que sea menos de 10.000 se redondea. Soy como una celebridad menor.

Oh, cierto. Quizás gracias a la expansión del calabozo, nuestra ingesta natural de PC había aumentado a 100 PC al día. Creo que Rokuko dijo algo sobre que era PC absorbido del suelo. Diez veces más, ¿eh? Eso parece mucho, pero nuestro calabozo es mucho más que diez veces más grande que la habitación individual que solía ser. Me pregunto si hay puntos especiales de PC que aumenten los ingresos diarios de PC o algo así. Puntos de poder. Ya sabes.

Hmmm… Siento que 100 PC al día es suficiente para dormir profundamente. Eso es como ganar 10.000 yenes al día por no hacer nada, ¿bien? Mi ingreso por no hacer nada es de 300.000 yenes al mes. Podría vivir en paz con Rokuko y Niku por esa cantidad de dinero. A mí me parece bien. Ah, pero espera. No puedo hacer eso. Los aventureros van a venir. Mierda.

De todos modos, miré el Catálogo PC después de la Batalla de Calabozos y me di cuenta de que había una nueva trampa… o mejor dicho, un nuevo artefacto disponible. El [Generador de Monstruos]. Cuesta cien veces más PC que el monstruo seleccionado, pero regularmente genera ese monstruo a cambio. Según Haku, los nuevos artículos y opciones se desbloquearían dentro del menú si se cumplieran ciertas condiciones con nuestro calabozo. Me imaginé que el [Generador de Monstruos] estaba desbloqueado por el número total de monstruos invocados. Después de todo, habíamos convocado a muchos monstruos para la Batalla de Calabozos.

Y los monstruos nacidos del generador no podían salir del calabozo. Tampoco nos darían PC después de morir. Aunque dejarían cadáveres como un monstruo normal, así que hacer un generador de golems me daría una cantidad infinita de cualquier material que quisiera. Los Golems de Hierro serían perfectos para esto, pero uno solo de ellos cuesta 500 PC. Eso significa que el desovador costaría 50.000 PC… Aunque podría valer la pena por todo ese hierro.

De todos modos. Tenía la intención de convertir nuestro calabozo en un lugar que la gente visitara regularmente y se relajara por un tiempo, ganándonos tanto PC como dinero. En otras palabras… Tenía la intención de construir una posada dentro de nuestro calabozo. O mejor dicho, fuera del calabozo, pero dentro de los límites del calabozo. Ese era mi plan definitivo. Heheh. Los aventureros pagarán por dormir toda la noche y yo seguiré recibiendo PC de ellos. Dos pájaros de un tiro, claro que sí. ¿Eh…? ¿Estoy siendo tacaño? Aw, vamos. Déjame tener esto. Si me destaco demasiado, héroes… Los Soldados de Dios empezarán a investigar mi calabozo. Y recuerda, moriré si el Núcleo del Calabozo es destruido. No puedo dormir si estoy muerto. Y antes de que digas nada, no considero el sueño eterno como un sueño real.

Quería al menos construir el calabozo para que fuera lo suficientemente fuerte como para poder dormir tranquilamente, incluso con los Soldados de Dios alrededor. El mejor ejemplo que se me ocurrió de un calabozo como ese fue el [Laberinto de Marfil], con su capital circundante. Yo nunca había estado allí, pero el [Laberinto de Marfil] parecía un caso claro de éxito al que valdría la pena aspirar. La gente se reúne en las ciudades, y eso significa más PC. El PC puede ser usado para expandir el calabozo. Más gente se reunía en la ciudad en busca del tesoro del calabozo . Y eso es todo. Sería un bucle infinito de beneficios para mí.

El único problema sería que mientras más gente viniera, también lo harían los Soldados de Dios. Necesitaba un calabozo tan fuerte y poderosa como el [Laberinto de Marfil] para luchar contra los Soldados de Dios. Según Haku, el [Laberinto de Marfil] tenía al menos 150 pisos de profundidad. ¡150! Son tres dígitos enteros. Nuestra calabozo aún tenía sólo cuatro pisos. Un dígito.

Para ir un poco más lejos, es importante tener en cuenta que la capital del Imperio Laverio formaba parte del [Laberinto de Marfil] mismo. Eso efectivamente convirtió a todos los humanos de la ciudad en rehenes — destruir el Núcleo del Calabozo del [Laberinto de Marfil] y toda esa gente inocente sufriría. Además, Haku estaba usando activamente sus pelotones de caballeros para cazar otras calabozos con el fin de complacer a los Soldados de Dios. Eso es lo lejos que tendría que llegar para estar a salvo de ellos.

Honestamente, el sueño parecía tan lejano y el camino para llegar allí tan traicionero que sentí que moriría antes de alcanzarlo. Así que decidí empezar con una versión en miniatura de eso. Construiría y dirigiría una posada. O más exactamente, construiría una posada y haría que otra gente la manejara. Planeaba quedarme en una de las habitaciones de la posada y dormir todo el día, por eso quería construir una posada muy bonita.

Pero no importaba lo agradable que fuera la posada, nadie venía hasta el medio de la nada sólo para quedarse en ella. Bueno… Había un calabozo cerca. Pero era un calabozo bastante mezquino. Para hacer nuestro calabozo atractivo para los clientes potenciales… Sí. Necesitaría poner algunos [Monstruosos Desovadores] y cosas así. Eh. Si resulta que convertirme en un Maestro de Calabozo me ha hecho inmortal o algo así, entonces cambiaré mis miras para alcanzar el nivel del [Laberinto de Marfil].

***

—Oh mierda. Me olvidé totalmente de él. —Mientras estaba acostado en la cama y visualizando cómo quería que resultara la posada, de repente recordé que le había dicho al portero de Tsia que volvería en dos o tres días. Ya había pasado una semana desde entonces. B-Bueno, volver un poco tarde no debería ser un problema. Sólo soy un aventurero novato para ellos, después de todo. Espera… ¿necesito seguir fingiendo ser un aventurero? Supongo que seguirá siendo útil para llegar a la ciudad, y no es que duela ser un aventurero. Además, Haku puede haberme enseñado un montón de cosas, pero todavía sé mucho menos de este mundo de lo que me gustaría.

—…Supongo que debería hacer una visita a la ciudad. —Mientras estaba allí, tendría la oportunidad de conseguir ayuda para la posada. No ayuda con la construcción de la posada; los golems podían hacer todo ese trabajo físico sin problema. Lo que necesitaba era una persona. Una persona que puede interactuar con los clientes. Ahora mismo, mi escuadrón estaba formado por mí, dos lolis, un montón de golems y una tonelada de ratas. No estábamos equipados para tratar con los clientes.

Para empezar, no tenía intención de sentarme detrás de un mostrador y tratar con los clientes. Al mismo tiempo, los clientes no se tomarían en serio la posada si fueran recibidos por una recepcionista loli. El servicio al cliente era demasiado complicado para los golems, y las ratas estaban fuera de discusión.

Para empeorar las cosas, nuestra posada era en realidad parte de un calabozo. Había incontables secretos que necesitábamos esconder, y no podíamos simplemente decirle a una persona normal que guardara esos secretos. Entonces, ¿cómo iba a encontrar ayuda? Sí, lo adivinaste. Esclavos. Compraría un esclavo. Necesitaría alimentar y proteger al esclavo, pero gracias a Contrato Mágico, no necesitaba preocuparme de que ellos desvelaran secretos o evitaran el trabajo. Niku era la prueba de que un esclavo bien educado se convertiría en un excelente trabajador.

—Así que, me voy a la ciudad, y estoy planeando comprar un nuevo esclavo mientras estoy allí.

—¡¿N-No soy lo suficientemente buena?! —Niku levantó la voz en pánico. Esa pudo haber sido la primera vez que vi a Niku realmente imponerse.

—¡A-Aprendí a leer e incluso a usar magia! YO… YO… ¡Seré aún más útil para usted, Amo! I-Incluso de noche, yo… Seré un dakimakura aún mejor para usted, ¡así que por favor!

—Er, uh, gracias. Te lo agradezco mucho. La superación personal es siempre algo bueno. Buena suerte. Y ya que estás, piensa en cómo ayudarás a tu compañero a acostumbrarse a cómo funcionan las cosas aquí.

—¿Qu-Qué? T-Tú… ¿No me vas a vender?

—Por supuesto que no. No te voy a vender. Así que cálmate. ¿Por qué te estás desnudando? ¿Por qué?

Calmé el pánico de Niku e impedí que se desnudara.

Escúchame. No te quites la ropa. Especialmente no tus calcetines. No te las quites. Quitarse los calcetines es una señal de que una «batalla» nocturna está a punto de comenzar. No crucemos esa línea.

—No te habría enseñado magia si hubiera planeado venderte para empezar. Además, sabes demasiado sobre nuestro calabozo y lo que está pasando detrás de él. En este punto, voy a tener que matarte o mantenerte aquí para siempre.

—…Entonces, seré tu esclavo por el resto de mi vida, ¿cierto? —Niku habló alegremente mientras se limpiaba las lágrimas. Sí, más o menos, pero… Bueno, lo que sea. Si ella está feliz por eso, yo estaré feliz también.

—Para que lo sepas, hay formas de seguir siendo su esclavo incluso después de morir. El hechizo de la Oscuridad de Rango Rey llamado {Necromancia} puede ayudar con eso.

—¡Sí, por favor, úsalo conmigo! —Rokuko, vamos. ¿Realmente tenías que decir eso? Y… según el catálogo, un [Pergamino de Necromancia] cuesta alrededor de 800.000.000 de PC. No vamos a comprar eso en un futuro cercano…

Día 38

Cambié 10.000 PC por cien monedas de plata y las puse en mi {Billetera}. Espero que una moneda de oro sea suficiente. Llevaré el dinero que tenían los bandidos por si acaso. En el peor de los casos, me compro una manzana o algo así. También decidí traer una bolsa de monedas para disfrazar cuando estaba haciendo el canto de {Billetera}. ¿Eh? ¿Se darán cuenta de que estoy cantando? No, no necesita un canto ni nada. Funciona sin que se pronuncie una sola palabra, lo que hace que sea fácil de usar a escondidas. No sé por qué es así, pero es lo que es. Quienquiera que haya creado el hechizo probablemente lo puso en un tiempo extra para hacerlo silencioso después de darse cuenta de que caminar por ahí cantando «{Billetera}» lo hacía parecer un idiota que había perdido su billetera en alguna parte.

De cualquier manera, nos quedaban 120.000 PC después de eso. Empezaré a ser más moderado pronto. Rokuko se me acercó haciendo pucheros mientras yo estaba empacando para el viaje.

—Hey, Keima. ¿De verdad vas a ir a esa ciudad otra vez?

—¿Eh? Sí. Lo siento, pero vas a tener que cuidar el fuerte mientras no estoy. No quiero dejar nuestro calabozo solo con un montón de golems y ratas protegiéndolo.

—Bien… ¡no! ¡¿Realmente pensaste que estaría bien con esto?! ¡Yo también voy! —Uh, quiero decir. ¿De verdad quieres dejar nuestro calabozo a solas con golems y ratas?

—¡También hay goblins!

—¿Por qué siempre sobrevaloras tanto a los goblins? —¿Qué tienen de bueno?

—…¿Sería tan malo para mí ir contigo? Quiero decir, nadie va a venir mientras no estemos.

Bueno, tiene razón. Y si alguien viene, probablemente sólo será un aventurero de bajo rango. Ningún aventurero de Rango-A que no sea Haku se apresurará a venir aquí para explorar la [Cueva Ordinaria]. Además, el Gremio sigue protegiendo nuestro calabozo, así que… Sí. Pondré el Núcleo del Calabozo lo más profundo posible en el calabozo por seguridad y ordenaré a los Golems que lo protejan pase lo que pase. Deberíamos estar a salvo por un día o dos de esa manera.

—…Está bien. Puedes venir con nosotros.

—¡Viva! ¡Nunca he estado en una ciudad humana antes! —Rokuko instantáneamente me dio una brillante sonrisa.

Así que, después de terminar de empacar, me fui a la ciudad de Tsia otra vez con Niku y Rokuko. Me pregunté brevemente si el avatar viviente de un Núcleo del Calabozo estaría bien dejando su calabozo, pero entonces recordé que Haku estaba caminando por ahí sin ningún problema. Aparentemente, todo estaría bien mientras esa roca brillante permaneciera dentro del calabozo.

Llegamos a la ciudad y, por casualidad, el mismo portero que la última vez estaba allí.

—Oh, estás vivo, ¿eh? —Me llamó, habiéndome recordado. Parecía que era muy común que los aventureros regresaran más tarde de lo planeado. Este es un mundo sin trenes, después de todo.

—…¿Hm? ¿Y quién es la otra chica que está contigo? Nunca la había visto antes.

—Aaah, ella es… una amiga mía. Ella también quiere ser aventurera, así que le prestaremos el dinero del seguro. —Niku y yo mostramos nuestras tarjetas del Gremio de Aventureros. Rokuko le pagó cinco monedas de plata. Tendré que recuperarlo más tarde. Después de pagar tres monedas de cobre adicionales como cuota de peaje, estábamos dentro de Tsia.

Decidí comenzar las cosas dirigiéndome al Gremio, donde pude registrar a Rokuko como aventurera y obtener información sobre dónde podía comprar un esclavo. Rokuko miró con curiosidad los puestos de comida que había en el camino, pero comer podía esperar.

La misma recepcionista de siempre estaba sentada detrás del mostrador del Gremio.

—Oh Dios, veo que aún estás vivo. Bienvenido de nuevo.

—Sí, pasaron algunas cosas y me llevó más tiempo de lo que pensaba volver. Oh, cierto. ¿Tienes alguna misión relacionada con los calabozos a la que pueda asistir?

—Umm, me temo que en este momento no. Sin embargo, estamos planeando poner algunos pronto. —Por cierto, Haku había terminado la investigación antes de que empezase la Batalla de Calabozos. Supongo que puede enviar misiones a la Ciudad Imperial sin importar donde las haya conseguido. Aparentemente, ella reportó que no había nada sospechoso en nuestra [Cueva Ordinaria]. Puede que haya abusado de su autoridad para conseguirlo, pero de cualquier manera, estaba agradecido. Ella nos había conseguido algo de tiempo.

—Bien. Quiero que registres a esta chica como aventurera.

—Espera un segundo, Keima. ¿Por qué me llamas «esta chica»? Tengo un nombre.

—Ustedes dos parecéis estar muy unidos. Muy bien. Le daré la entrevista. —Rokuko rápidamente terminó la entrevista y se convirtió en una aventurera sin problemas. Ella era una aventurera de Rango-G por su cuenta, pero sería tratada como una aventurera de Rango-F debido a que estaba en una fiesta con Niku y yo. Bien. Ahora Rokuko tiene una excusa para estar cerca de los humanos también. Sin embargo, perdimos algunos de nuestros fondos para la compra de esclavos.

—Oh, claro. Quiero comprar un esclavo. ¿Sabes dónde puedo conseguir uno? —Intenté preguntarle a la recepcionista sobre el mercado de esclavos. Probablemente podría confiar en que el Gremio de Aventureros me presentaría un buen lugar para comprar esclavos. Aparentemente era bastante común que los aventureros usaran esclavos. Esta recepcionista conocería definitivamente un buen lugar o dos.

—…Depende de para qué quieras usar al esclavo. ¿Tienes algún plan para ellos?

—Sí, unos cuantos. Quiero uno con mucha experiencia de vida. Preferiblemente uno inteligente, también. Y… Cierto. Tienen que ser una chica. —Oye, no me mires a mí. Sólo sigo las instrucciones de Haku. Hablaba en serio sobre que no comprara un esclavo masculino. Era bastante obvio que ni siquiera me quería cerca de Rokuko. A mí tampoco me importaría, pero Haku es un patrón muy importante. No quiero meterme en su lado malo. Confía en mí. No estoy tratando de hacer un harem aquí. Lo juro. No tengo ningún interés en los deseos carnales de la vida. No estoy explotando esta situación para ponerle las manos encima a una esclava con unos pies preciosos. Quiero lamerle los pies. Ah, mierda, la verdad se me escapó. Mis pensamientos fueron interrumpidos por la recepcionista sacudiendo la cabeza con exasperación y diciéndome lo que quería saber.

—Si tienes fondos suficientes, es preferible que haya un mercado de esclavos en la ciudad, pero si no, también puedes intentar encontrar un comerciante de esclavos en el mercado negro en los barrios bajos. Aunque el Gremio no podrá presentarle a ese comerciante.

—Tengo un poco menos de un oro para gastar en un esclavo.

—En ese caso, recomiendo el mercado de esclavos de Docosp en la ciudad. Y por cierto… Si buscas un esclavo con experiencia, puedes intentar revisar el burdel local para ver si están vendiendo alguno de sus esclavos hoy.

—Ah, no, no quise decir eso. —La recepcionista parecía estar malinterpretando algo, pero como no podía ir por ahí hablando de nuestro calabozo, simplemente lo dejé a un lado y le pedí que señalara el mercado de esclavos de Docosp en el mapa. Entre tú y yo… En realidad estoy interesado en ese tipo de cosas. No pienso decirlo delante de Rokuko y Niku. Dejamos el Gremio e inmediatamente fuimos al Mercado de Esclavos de Doscop después de pasar por la puerta para recuperar el dinero de nuestro seguro. Rokuko se detuvo en varios puestos en el camino, así que nos llevó mucho tiempo llegar allí.

—¡Mira, mira! ¡Keima, están vendiendo piedras mágicas! ¿Me pregunto para qué?

—Hacen funcionar herramientas mágicas, aparentemente.

—Oh wow. Herramientas mágicas como esa, um, cosa brillante que tenemos, ¿verdad?

—Sí. Algunas herramientas disparan fuego, agua y otras cosas. Podría comprar algunos de esos para nuestra posada.

—¿Eh? Pero hay trampas y artefactos que hacen lo mismo, ¿verdad?

—…Oh sí. Recuerdo haber visto [Fuentes de agua] y [Lanzallamas] en el catálogo. —Y así, llegamos al mercado de esclavos sin comprar nada en el camino. Necesitábamos nuestro dinero para el esclavo, después de todo. Revisé el lugar y… Sip. Puede que vendan esclavos, pero este lugar parece un edificio de ladrillos normal.

—…Este lugar es muy diferente de donde yo estaba.

—Eh, realmente te vendieron a esos bandidos. ¿En qué clase de lugar estabas?

—Um, era un lugar muy sucio fuera de las puertas. —Supongo que eso significa que Niku vino del mercado negro de los barrios bajos. No puedo decir que sea sorprendente. Después de todo, fue comprada por bandidos. Me pasó por la cabeza que tal vez sería mejor echar un vistazo a ese mercado de esclavos, pero lo que necesitaba era alguien que supiera mucho sobre el mundo. Podría ir a los barrios bajos más tarde.

No iba a pasar nada si nos quedábamos parados, así que entré en el edificio con Rokuko y Niku. De acuerdo. Es hora de ir de compras. En el momento en que entramos en el edificio, vimos un mostrador con un esclavo parado detrás.

—Bienvenido a nuestro establecimiento. ¿Qué negocios tienes con nosotros hoy?

—Er. Me gustaría comprar un esclavo.

—Por favor, discúlpeme, pero ¿puedo preguntarle quién nos recomendó?

—El Gremio de Aventureros. —El esclavo dejó el mostrador, pidiéndonos que esperáramos un momento. Muy pronto, regresó con un tipo de mediana edad de aspecto atractivo.

—Bienvenido. Soy el dueño de este establecimiento, Docosp. Valioso cliente, he oído que te gustaría comprar un esclavo en este buen día. —El dueño de la tienda nos dio una suave sonrisa de negocios. Parecía un vendedor de buena reputación, lo que es lógico, ya que tenía una tienda en el centro de la ciudad.

—Sí. Un miembro del Gremio de Aventureros me dijo que este es un buen lugar para comprar esclavos.

—Eso es correcto. No hay un esclavo que posea que no sea el mejor de los mejores. —Se rió con confianza.

—¿Qué clase de esclavo buscas?

—Antes que nada, quiero una chica con unos pies muy bonitos. Tengo muchas cosas que quiero que haga, así que ser inteligente sería una gran ventaja. —Rokuko me dio un puñetazo en el costado después de que me oyó incluir despreocupadamente «pies bonitos» como prioridad.

—Espera, Keima. ¿Por qué mencionaste pies bonitos? Y como primera prioridad.

—…Lo siento, amiga mía, pero ¿podrías callarte mientras estoy negociando? Se trata en realidad de una técnica de trueque de muy alto nivel. Desempeñará un papel muy importante en la búsqueda del esclavo que necesitamos.

—¿De verdad?

—Sí. Estoy demasiado ocupado para explicártelo ahora mismo. Así que, por favor, cállate un poco. —Rokuko asintió, aunque su expresión era tan confusa que no podía decir si mi respuesta la había satisfecho. Pero de cualquier manera, parecía que se quedaría callada por mí. Perfecto.

—Y mi presupuesto es una moneda de oro. ¿Qué te parece? —Como el Gremio nos apoyaba aquí, dudaba que el traficante de esclavos intentara estafarnos demasiado. Todavía no había comprendido completamente la economía de este mundo, pero su negocio se vería afectado tanto por si los clientes volvían a comprar más esclavos por el tipo de reputación que desarrollaban de boca en boca. Además, definitivamente encontraría un esclavo dentro de nuestro rango de precios. La recepcionista me recomendó este lugar después de que le conté nuestro presupuesto, después de todo.

—Hmm, ¿Puedo pedirle que sea un poco más específico sobre lo que quiere? Estás aquí desde el Gremio. Me gustaría encontrar el esclavo perfecto para ti, si es posible.

—Muy bien. La usaré básicamente para las tareas domésticas, así que no necesitará conocer ninguna habilidad. Preferiblemente que sea mayor de edad. Además, por supuesto, cuanto más barato, mejor.

—Y mejor aún si tiene unos pies bonitos, ¿sí? —Parece que recuerda la petición que le hice accidentalmente al principio. Este tipo es bueno.

—Así que estás buscando un esclavo para hacer las tareas. Y si estás bien con un esclavo barato, eso significa que estarías bien con un esclavo no humano. Traeré a varios candidatos para que los revisen. —El tratante de esclavos se levantó, se fue y regresó después de un breve rato con cuatro mujeres a cuestas. A juzgar por sus collares, todos eran esclavos. Síp… Todos tienen unas piernas y unos pies fantásticos, cada uno de ellos. Espectacular.

—¿Son estos esclavos de su agrado? Cuestan, respectivamente, ochenta platas, ciento diez platas, noventa platas y sesenta platas. —El hecho de que sacara un esclavo un poco más caro que una moneda de oro, a pesar de que ese era mi presupuesto, sólo mostraba lo experimentado que era realmente con un vendedor. Pero de todos modos. Empezando por la izquierda, los esclavos eran una bestia de orejas de oso, una bestia de orejas de zorro con una cola esponjosa, un elfo vagamente infeliz y un humano normal. Por la razón que sea, todos me miraban como si fueran ellos los que me compraban, en lugar de hacerlo al revés.

—Espera. ¿Por qué ese esclavo de sesenta platas es tan barato?

—Aaah, erm, ¿cómo debería decir esto… Ella tiene, digamos, una historia problemática. La traje debido a tu petición de un esclavo barato. ¿Debería llevármela?

—No, eso suena interesante. Me gustaría saber qué es esa historia problemática. —Por lo general, se puede contar con que las personas con «historias problemáticas» son exactamente el tipo de personas que uno quiere de su lado.

—Muy bien, te lo explicaré.

Para resumir lo que dijo el negrero:

Ella había caído en la esclavitud después de no poder pagar un préstamo que pidió para apostar y comer comida extravagante.

El dueño anterior la devolvió después de que ella lo hiriera.

…El hombre que la compró dijo que le daría «una comida realmente sabrosa», pero luego regresó al día siguiente diciendo que había mordido a su, uh, miembro. La propia esclava, cuando se le preguntaba, sólo decía «Sabía agrio. Devuélveme mi dinero». Estoy bastante seguro de que eso es lo que debería decir el tipo al que mordió. Al final, sus heridas fueron curadas con Magia de Restauración y eso lo solucionó.

—Pero espera. Pensé que los esclavos eran incapaces de dañar a sus amos.

—El hecho de que se las arreglara para romper esa regla es la razón por la que llamé a su historia problemática. Parece que ella sinceramente consideraba la… cosa que se le presentaba como comida, en lugar de ser parte de su amo. Naturalmente, su collar se activó después de la acción. El conflicto… surgió por el hecho de que su amo le había prometido una buena comida, y luego sacó a su miembro diciendo: «Vamos, cómetela». No tengas miedo. No hay ningún problema con el Contrato Mágico que se le ha impuesto. Fue sólo una serie de desafortunadas coincidencias. —Ah. En otras palabras, básicamente le dio permiso para morderlo. No hay forma de evitarlo. Como es tan importante para los esclavos que sus acciones fueran restringidas por el Contrato Mágico, Docosp aparentemente la había llevado al Gremio de Comerciantes y había usado herramientas mágicas de detección de mentiras para determinar la verdad exacta de lo que había sucedido. Por eso sabía exactamente lo que se habían dicho el uno al otro.

—…Dicho esto, naturalmente hemos estado luchando para venderla de nuevo debido a eso. Sin embargo, pagamos una gran suma de dinero por ella, así que hemos dudado en deshacernos de ella. Especialmente porque tiene una apariencia atractiva. Al menos nos gustaría recuperar algo de nuestro dinero. Así que… ¿Qué te parece? Creo que ella es una buena ganga. —Ciertamente tenía un cuerpo bonito y bien formado, con curvas sanas donde querrías curvas y una cintura estrecha para empezar. Su pelo era rubio con un toque rojo, como era común en esta área. Visualmente, ella era un festín… aunque yo estaba satisfecho con sus hermosos pies a solas. Y para ser honesto, tener una recepcionista tetona con una cara bonita era más que ideal. Lo de morder ni siquiera era un gran problema para mí. Sólo tenía que evitar acosarla sexualmente.

—Quiero oír primero lo que ella piensa. ¿Y bien? ¿Qué tienes en mente?

—Dejé que ese imbécil me comprara porque dijo que me daría algo de comida sabrosa. ¿Puedes culparme por hacer lo que hice cuando me puso esa cosa desagradable frente a mí en el momento en que volvimos a su casa? Estaba súper hambrienta y realmente deseando que me preparara cualquier cosa buena. En realidad, ¿tenía otra opción que darle un mordisco y ver si realmente sabía bien? Pero ya sabes, créeme, si me hubiera dado una buena comida y llenado mi barriga primero, definitivamente no habría hecho ningún truco como ese. Tú me rascas la espalda y yo rascaré la tuya, ¿de acuerdo? —¿Qué demonios…? Este esclavo tiene una gran personalidad.

—Me importa más la comida que mi propia vida. Me gustaría, morir si eso significa comer una buena comida. De verdad.

—Ya veo, ya veo. —Haría básicamente cualquier cosa por dormir, pero incluso yo dudaría antes de decir que moriría por ello. Sí. Me gusta esta chica. No está nada mal. Y su precio barato sólo hace que las cosas mejoren. Podría tener una adicción al juego tan intensa que literalmente pidió un préstamo para ello, pero eso también significa que vivió una vida lo suficientemente activa como para saber las cosas que yo querría saber. Supongo que está arreglado, entonces.

—Rokuko, Niku. ¿Qué opinan ustedes dos? Me gusta ella.

—Bueno, es la más barata, así que creo que comprarla sería inteligente.

—Yo también lo creo. Además, nuestra comida es muy buena. A ella le gustará eso.

—¡Oooh, en serio! ¿Vas a compartir esa sabrosa comida conmigo? —Un esclavo con una «historia problemática» que se mete en conversaciones sin permiso, ¿eh? Ella soltó un pequeño ahogamiento, seguramente debido a que su collar le apretó un poco la garganta. Eso demuestra lo mucho que le importa la comida. Le pedí a la tratante de esclavos que le diera permiso para seguir hablando.

—No sé si te gustará, pero sí, puedes comer lo mismo que nosotros.

—¡¿En serio?! Sólo para que quede claro, te arrancaré tu cosa si estás mintiendo, ¿de acuerdo? No querrás hacer enojar a un gourmet.

—Sí, lo prometo. Siempre y cuando prometas que trabajarás bien para mí.

—¡Me gusta este tipo! Hey, hey, Sr. Doscoooop, ¿podría ser súper amable y bajar mi precio por él? ¿Por favor? En realidad valgo como cuarenta y cinco platas, ¿no?

—¡Oye! ¡No digas eso! Ah… Uuuh, mi valioso cliente, este es… Quiero decir… —El esclavizador palideció y confundió con sus palabras. Parecía que esta chica es un poco difícil. Pero parecía inteligente. Después de sentir mi intención de comprarla, ella trató de bajar su precio para ayudar a solidificar esa decisión. Incluso sabía cuál era su valor real. Todo eso podría haber sido un acto planeado por el tratante de esclavos, pero incluso si lo fuera, tendría que elogiar la sinceridad de su actuación. Sip. La estoy comprando.

7

—Muy bien, estoy dispuesto a pagar cincuenta platas por ella. —Le tiré un hueso al tratante de esclavos añadiéndole cinco platas.

—…Muchas gracias.

—¡Maldición, sí! Confía en mí, amigo, has hecho una compra fantástica hoy. Oh, tengo que empezar a llamarte Amo ahora, ¿eh? ¡Ja, ja, ja! —El tratante de esclavos se encogía de hombros. Aunque ganaba menos de lo que quería, finalmente había vendido un gran dolor de muelas por una suma decente. Aunque se aseguró de informarme que no me pagaría nada si venía a devolverla. Eso fue todo, sin embargo. Me alegro de que las negociaciones fueran cortas.

Le pagué al tratante cincuenta monedas de plata (o mejor dicho, cinco grandes monedas de plata) y lo vi arrojar un nuevo Contracto Mágico sobre ella. Mientras estaba en ello, le compré ropa nueva también. Sin vergüenza me cobraron una plata entera por un solo vestido y un par de ropa interior. Sin embargo, no me importaba demasiado, ya que todavía estaba muy por debajo del presupuesto. Había pagado sólo la mitad de lo que tenía intención de pagar. Y así, salí de la tienda con un nuevo esclavo.

—Oh, sí, nunca te pregunté cómo te llamas. ¿Cómo te llama la gente?

—¿Qué? ¿De qué diablos estás hablando? Los Amos nombran a sus esclavos después de comprarlos. ¿Estoy en lo cierto, Niku♪? —Cambió la conversación a Niku como si estuviese diciendo algo obvio, pero todo lo que consiguió fue una confusa inclinación de cabeza.

—No sabía nada de eso.

—¿Qué? ¿Cómo no lo sabes? Esto es como, de ultra sentido común. Sólo piénsalo. ¿Y si compras un esclavo con el mismo nombre que tu madre? No importa lo sexy que sea, sería increíble durante las fiestas nocturnas si sabes a lo que me refiero. Entonces, la gente se deshace de sus nombres después de ser esclavizada. —Ah. Tiene sentido.

—Oye, Keima. ¿Qué son las fiestas nocturnas?

—Uhhhh, nada. Nada en absoluto. —Le di una palmadita en la cabeza a Rokuko. Los chistes sucios no la rodeaban. Ni siquiera quería saber que me haría Haku si empezaba a enseñar a Rokuko sobre chistes verdes.

—…Bueno, no es como si me hubiera olvidado totalmente de mi nombre después de deshacerme de él. Podría decírtelo si realmente quieres… aaah, pero en realidad he hecho un montón de enemigos, así que preferiría uno nuevo. No soy quisquilloso, hazlo lo mejor que puedas.

—Uuuh. ¿Cómo te llamaban antes?

—¿Hm? Bueno, también me llamaban «Niku», ¿sabes? —Ella respondió después de lamerse el dedo, como si estuviera pensando en un sabor o algo así. Un escalofrío bajó por mi espina dorsal después de darme cuenta de que podría haber sido la… cosa que mordió. Huh. Me pregunto si Niku es sólo un nombre común para los esclavos. Como cuando una tonelada de gente llama a sus perros «Poochie» o gatos «Mr. Scruffles».

—Sería muy confuso si compartieran un nombre. Pensemos en otra para ella, Keima.

—Sí… Te gusta comer mucho, ¿no? Podría ponerte el nombre de una comida… ¿Qué tal Apple (Manzana)? ¿O Kebab (Brocheta)?

—Apple no es el peor nombre que he oído, ¿pero Kebab? No, gracias… ¿Qué tal, como, Melons (Melones)? En realidad, quiero comer un melón ahora mismo. ¿Podrías comprar un poco para mí?

—Te dejaré comer algo así muy pronto.

—Woah, ¿en serio? Jesús, realmente voy a tener que trabajar duro para ti, ¿eh? —Se rió alegremente con sus propios melones grandes que se balanceaban de lado a lado. Apenas se comportaba como una esclava.

—Oh, claro. ¿Qué piensas de «Ichika», jefe?

—¿Eh? ¿Qué significa eso?

—Es un nombre que le quité al Dios de la Comida. Se llaman Ishidaka, y también es el Dios de los Océanos. Así que, mezclando su nombre con sal, ya que la sal viene del océano, tenemos a Ichika. Super guay, ¿eh?

—Oh wow. Eso es muy inteligente. Definitivamente tomamos la correcta, Keima. —Rokuko asintió, impresionada, pero no tenía idea de cómo consiguió «Ichika» de «Ishidaka» y «sal». Probablemente tuvo algo que ver con el error del auto-traductor. Sí, ya me acostumbré a esto.

—Muy bien, Ichika se buena conmigo. Por una larga y fructífera relación.

—Hehehe, no lo dudes♪ —De sin nombre a Ichika. Nos dimos la mano de nuevo. Pero Ichika estaba buscando en otra parte mientras nos dábamos la mano. Seguí su mirada… y vi que estaba mirando fijamente un puesto de brochetas.

***

Todos nos dirigimos al Gremio de Aventureros, cada uno de nosotros sosteniendo una brocheta.

—¿Mmm? Estoy bastante seguro de que el Gremio está por aquí, ¿sí?

—Sí. El Gremio me presentó a ese traficante de esclavos. Siento que probablemente debería avisarles de que lo hice.

—Woah, ¿eres un aventurero? ¿Cuál es su rango? ¿D? ¿C? Oh amigo, ¿eres un Rango-B?

—No. Rango-F. Me convertí en uno hace una semana, así que sí. Oh, pero Rokuko es un Rango-G.

—¿Qué? Rango-F y… ¿Rango-G? Estoy impresionado de que tuvieras el dinero para comprarme…. ¿Eres un noble? ¿O tal vez un comerciante?

—No te preocupes por eso. Te lo contaré todo muy pronto. —El hecho de que Ichika empezara a pensar de inmediato en cómo podría haber conseguido tanto dinero sin tener que gritar «¡Eso es imposible!» fue una confirmación más de que había comprado el esclavo adecuado.

—¿Quieres que te registre como aventurera también, Ichika? Tener alguna identificación sería muy útil.

—Aaah, solía ser un aventurero de Rango-C antes de caer en la esclavitud, así queee… Realmente no quiero empezar de nuevo desde Rango-G. Además, este collar funciona como identificación. —Ichika señaló el collar de esclavo que tenía alrededor de su cuello. Oh si. Los esclavos pueden usar sus collares como identificación. Niku y Rokuko son ambos aventureros, supongo que eso es suficiente por ahora. Por cierto, los esclavos eran tratados como objetos y podían ir con sus amos en cualquier búsqueda sin importar su propio rango. Espera, espera, espera. ¿Solía ser Rango-C? ¿No es eso realmente bueno? Demonios, sí. Siempre compre cosas con una «historia problemática».

Regresamos al Gremio de Aventureros. La misma recepcionista de siempre estaba detrás del mostrador.

—…Oh Dios, ya has comprado uno. Y hasta es humana… eso es muy… grande… —La recepcionista miró directamente a cierta parte del cuerpo de Ichika mientras decía eso. O mejor dicho, dos partes determinadas. Más grande era mejor para algunas personas, pero me gustaba un buen término medio. Los pies de una chica eran lo que realmente importaba.

—Veo que puedes apreciar a las chicas que son pequeñas, medianas y grandes. ¿Felicitaciones?

—… Estás hablando de su altura, ¿verdad?

—No amigo, está hablando de mis tetas. —¿En serio? Salí de mi camino para hacerme el tonto ¿y así es como me lo pagas?

—…Por cierto, ¿cuánto costó?

—Uhhhh, bueno, tengo un buen descuento en ella. Ella sólo costó cincuenta plata.

—Eso es… todo un robo, sin duda. De un vistazo, parece valer fácilmente por lo menos veinte o treinta monedas de oro. —Woah, ¿qué? ¿Veinte de oro? Eso es estúpido y caro. La recepcionista me miró con la duda clara en sus ojos. He-Hey, yo no hice nada malo, ¿de acuerdo? En serio, puedes confiar en mí. Puede que haya conseguido el dinero a través de puntos de calabozo, pero aparentemente todo el dinero en el capital proviene de dinero producido por PC de todos modos, así que eso no debería ser un problema… ¡No es una farsa, lo juro…!

—Aaah, sí, al principio valía veinte monedas de oro. Es sólo que, verás, tengo un poco de una historia problemática.

—Hm. Eso debe ser… toda una historia, entonces.

—Honestamente, entre tú y yo, debería estar muerta ahora mismo. Pero gracias a que el Sr. Docosp me hizo un gran favor, me salí con una reducción de precio. Por eso soy tan tacaño como el demonio. ¿Y bien? ¿Estamos todos bien?

—…Bueno, el Gremio verificará independientemente esa historia. Lo visitaste en nuestra presentación, después de todo.

Y así, terminamos nuestro informe. Pensé en volver directamente al calabozo, pero ya era suficientemente tarde para que la noche cayera en el camino de regreso. En el peor de los casos, terminaríamos acampando afuera por la noche antes de llegar a casa. En cuyo caso, probablemente sería mejor hacer algunas misiones simples y relajarse en una posada por la noche.

—Ah, hablando de eso. Hemos recibido una búsqueda dirigida específicamente a usted. —La recepcionista sacó un boleto de búsqueda como si sólo recordara su existencia. Pensé que sería otro que nos pediría que limpiáramos los baños, pero me equivoqué. Era una búsqueda de caza de conejos.

—Parece que la carne que vendiste en el puesto de brochetas terminó siendo muy popular, y los clientes declararon que las brochetas sabían deliciosos sin oler nada mal. Se agotó antes de que terminara la tarde. A partir de ahora, comprará hasta seis conejos cada día que le lleves, con una recompensa máxima de doce cobres cada uno. Si es posible, también le gustaría que le contaras tu secreto. —Oh sí…. Las brochetas que recibimos hace un segundo eran de un puesto diferente. No me había dado cuenta hasta ahora. De cualquier manera, esto me parece una buena búsqueda.

—¡Oh! Sabrosas brochetas, ¿eh? ¡Tenemos que hacer esto! ¡¿Verdad, Maestro?! —Oh. Ichika está muy entusiasmada con esto. Parece que definitivamente vamos a llevar a cabo esta búsqueda de caza de conejos. Eso está muy bien. No necesitábamos irnos de inmediato ni nada.

—¿También te gustaría hacer una búsqueda de exterminio de goblins? Incluso hay una búsqueda de exterminio de jabalíes disponible también.

La recepcionista sugirió aún más misiones después de que aceptáramos la primera, hablando como un cajero de cierta cadena de comida rápida. Era posible completar los requisitos de un exterminio antes de tomar la búsqueda en sí. Aparentemente, esto ocurría a menudo con las misiones de exterminio programadas regularmente. La misión se completó mostrando pruebas de tus muertes, y no importaba si las obtuviste antes o después de realizar la misión. La única diferencia sería que no necesitabas pagar dinero para atravesar las puertas de la ciudad, y no necesitabas preocuparte de que alguien más hiciera la búsqueda mientras estabas cazando.

Por lo tanto, se recomendó tomar las misiones de exterminio «en el otro lado» mientras se realizan otras misiones. Los goblins eran monstruos molestos que dañaban las cosechas. Las extensas tierras de cultivo al norte de la ciudad tenían que ser protegidas de ellas en todo momento. Había algunas tierras de cultivo dentro de las murallas de la ciudad, pero la calidad del suelo exterior era lo suficientemente alta como para que el riesgo valiera la pena cultivar allí. Sólo los goblins y los jabalíes venían después de las cosechas, por lo que en última instancia era rentable cultivar al aire libre mientras se pagaba a los aventureros para que los cazaran de vez en cuando para que redujeran su número. Aparentemente.

Además, aunque los jabalíes eran mucho menos comunes que los goblins, su carne tenía un sabor delicioso y, dependiendo de su tamaño, podían valer entre uno y cinco grande platas. Sus narices eran usadas como prueba de cada asesinato, pero aparentemente esa era la parte más deliciosa de su cuerpo. Dado que los cadáveres de goblins tallados podían servir técnicamente como fertilizante, era normal cortarles la oreja derecha para verificar y dejarlos en el campo. Uhh… No se convertirán en goblins no muertos ni nada de eso, ¿verdad? ¿Verdad?

Además, las misiones de exterminio de goblins y jabalíes eran Rango-F y estaban disponibles todo el tiempo. Podrías traer cinco orejas de goblin al Gremio en cualquier momento para despejar la misión y conseguir treinta monedas de cobre. Conseguirías diez monedas de cobre por una nariz de jabalí, aunque podrías quedarte con la nariz y conseguir sólo un cobre. Si usted elige mantener la nariz, la cortarán en tres partes antes de devolverla. De esa forma no podrías volver a traer la nariz una y otra vez. El tercer corte extra era porque a veces la nariz del jabalí se cortaba por la mitad normalmente durante la batalla. Básicamente, los jabalíes eran bastante sabrosos en más de un sentido. Podría usar [Almacenamiento] para llevarlos de regreso, también.

Y así, nos dirigíamos hacia el este para cazar básicamente todo lo que vimos. Ichika estaba rebosante de entusiasmo para cazar jabalíes… o al menos, pensé que lo estaría. En realidad, no parecía muy entusiasmada. Me pregunto qué pasa con eso.

—Bueno, yo cazaba jabalíes como loca cuando era aventurera. Probablemente son tan poco comunes ahora porque… bueno, no importa. Aaah, pero definitivamente puedo garantizar que son totalmente deliciosos. —Supongo que llego un poco tarde. Su entusiasmo por los jabalíes se ha agotado.

Salimos por la puerta este para ir a cazar conejos. El portero no nos cobró nada desde que estábamos en una misión. Ni siquiera tuve que pagar por Ichika. Siento que podría abusar de este sistema de alguna manera. Pero de todos modos. Sabía que podía esperar grandes resultados del maestro de la caza, Niku, pero sobre todo me interesaba ver cómo le iba a Ichika. Después de todo, era una antigua aventurera del Rango-C. Seguramente podía contar con ella pateando traseros, especialmente cuando se trataba de comida deliciosa. Aunque dejarla con las manos desnudas probablemente se interpondría en su camino, así que le presté mi espada.

—¡Oh, gracias! Bueno, voy a ser realista por un segundo, puedo usar mis propias manos para esto. Las pieles de conejo valen mucho menos cuando están cubiertas de sangre. Es como, sentido común matarlo sin cortarlo demasiado mal.

—Pero no puedes hacerlos desangrarlos sin cortarlos.

—¿Desangrarlos? ¿De qué estás hablando, amigo? —¿Eh? ¿No sabe de animales que se desangran después de cazarlos?

—Si drenan la sangre de un cadáver animal, la carne no olerá tan mal más tarde. También sabrá mejor. La carne cruda huele tan raro por la sangre.

—¡Vaya! No lo sabía del todo. Sabes mucho para alguien sin sentido común. La carne sabe mejor si les quitas la sangre… Sí. Siento que eso va a hacer que mucha carne sea más sabrosa para mí. —Ichika inmediatamente empezó a babear mientras imaginaba el sabor de la deliciosa carne sin sangre. Esta chica realmente es un monstruo de la comida.

—Oye, Keima, ¿qué hay de mí? —Oh si. Nunca le di a Rokuko un arma ni nada. Pero… Espera. Lleva una espada en la cadera.

—…¿Es esa espada sólo de adorno?

—¡Uh-huh! ¡Es sólo para enseñar! —Sólo dijo las cosas como eran. Bueno, eso lo aclara todo.

—Espera, ¿estás diciendo que tú también quieres pelear? Olvídate de eso. No te voy a dejar pelear contra nada, de ninguna manera. Recuerda: si tú mueres, yo muero. Esa espada decorativa será lo suficientemente buena para ti.

—Eso es cierto. Estamos conectados en cuerpo y alma. —Sí, pero estarás bien aunque yo muera, así que es algo de una sola dirección.

—Oh wow, miren como se comportan los dos. Supongo que no tendré que cuidar de usted por la noche, Maestro. —Lo siento, Ichika, pero estamos siendo literales. Los Maestros del Calabozo mueren cuando el Núcleo de su Calabozo muere, eso es todo. Nada romántico aquí.

—¿Qué quiere decir con «cuidarte por la noche», Keima?

—Uhhhh, como, siendo mi dakimakura. Lo que hace Niku. —Rokuko hizo una pregunta difícil, así que me desvié lo mejor que pude.

—Hmmm. Ya veo. —Parece que se lo creyó. Bueno, no era una mentira completa, así que no te preocupes.

—Oh doble wow. ¿Estás haciendo ese tipo de cosas por él, Niku?

—Sí, básicamente todos los días.

—…Tiene una novia y sigue haciendo eso? Honestamente, estoy muy impresionado. Espera… Supongo que eso significa que me harás miembro de tu harem, ¿no? ¿Te gustan todos los tamaños, grandes y pequeños? Kyaaah♪ —Hey. Deja de malinterpretar las cosas. Y puede que tenga algunos fetiches raros, pero no me interesa que me muerdan el ya sabes qué.

—¿Qué haces para drenar la sangre? —Ichika cambió el tema por mí, habiendo adivinado que no quería hablar de ese tipo de cosas delante de Rokuko si podía evitarlo. Me alegro de que sepa leer el estado de ánimo.

—Claro, claro. Una pequeña demostración le mostrará todo lo que necesita saber. Niku, ve a cazar un conejo por mí.

—¡Entendido! —Niku corrió hacia el bosque. Y treinta segundos después, volvió con un conejo. Le había cortado la cabeza. La agarré por los pies y la sostuve boca abajo, haciendo que la sangre saliera a borbotones al suelo.

—Ew, hay sangre por todas partes. Apesta, Keima.

—Oye, la sangre tiene que salir de alguna manera. Haría que la carne apestara si no hiciéramos esto… ¿Y bien? ¿Qué opinas, Ichika? La sangre comienza a brotar después de que le cortas la cabeza y la cuelgas boca abajo. Sigue colgándolo boca abajo hasta que no salga más sangre. Eso es todo. Simple, ¿verdad?

—Totalmente. Parece súper simple… pero como, estoy un poco distraída por cómo un pequeño brote de frijol como Niku se las arregló para cazar a ese conejo. Como una chica, embolsar un conejo en sólo 30 segundos es muy rápido. ¿Eras cazador antes de convertirte en esclavo? Encontrar conejos dentro de un bosque no es ninguna broma.

—¿Eh? Es muy sencillo. Puedo olerlos.

—Claro, claro, eres una bestia. Ahora lo entiendo perfectamente. Pero… aún así, cazar con brazos delgados como los tuyos debe ser duro como el infierno. —Ichika estaba admirando la habilidad de Niku, pero era su turno de cazar. Quería ver cuán hábil era, así que le dejé el conejo sangrante a Niku y seguí a Ichika. Rokuko se despidió cuando me fui.

Ichika avanzó por el bosque, dejando a un lado las ramas y de vez en cuando haciendo una pausa para escuchar. Después de unos cinco minutos, repentinamente giró su espada en su mano y la deslizó por el suelo en un rápido golpe.

—Oye, ¿qué te parece esto? Oh, wow, está sangrando como loco. —Ichika levantó al conejo sin cabeza por sus patas. Parece que lo mató de un solo golpe. Justo lo que esperaría de un antiguo aventurero del Rango-C.

—Sí, eres muy fuerte. Le cortaste la cabeza en un solo corte… Puedo decir que eres hábil con las espadas.

—Sí, claro que sí. Pero yo solía ser explorador, así que estoy más acostumbrado a las dagas… bueno, como cuchillos de cocina. Puedo usar arcos también, porque tengo que cazar pájaros para comérmelos. —¿Usa cuchillos de cocina como arma principal? No sé si es porque es demasiado orgullosa de amar la comida o qué, pero seguro. Intentaré hacerle un poco cuando volvamos al calabozo.

—Yo también sé cocinar, así que sí. Definitivamente anotaste mucho conmigo. ¿Sabía que al principio costaba veinte de oro? ¿Por qué bajaría mi precio a 50 platas sólo porque mordí una cosita? No lo sé, simplemente no lo sé.

—Recuerdo que mencionaste eso en el Gremio, y estoy bastante seguro de que lo que hiciste es un sólido razonamiento para bajar tu precio hasta ese punto. —Todavía me estremezco solo de pensarlo. Cielos. Y ya sea que ese tipo se lo merezca o no, un esclavo dañando a su maestro no es algo de lo que ningún cliente va a estar contento.

—Sabes, me pregunto si la carne de goblin sabrá bien si los sangras primero. Déjame decirte, saben bastante a garbo*, así que estoy seguro de que no servirá de nada. Pero aún así.

<<Traductor Endless: Ni idea de que es “Garbo”.>>

<<El significado de garbo es diferente a lo que se quiere decir, buscando sinónimos podriamos decir que tiene un sabor chistoso o bizarro>>

—¿Has comido goblins…?

—Bueno, mira, traté de luchar en la arena clandestina de la capital para pagar mi deuda antes de convertirme en un esclavo y todo eso, así que… Bueno, sólo te diré esto porque ahora eres mi maestro, pero esa arena tenía pequeños espectáculos donde los luchadores tenían que comer monstruos, así que sí. Era como, luchas contra monstruos vivientes con un montón de reglas tontas que mezclan las cosas, y era una cosa literal de perro a perro. Come o muere. Me he comido todas las partes de un goblin, excepto sus huesos. Eugh…. Las bolas de goblins sabían a garbo, en serio… —Ichika se rió torpemente, avergonzada. Hay arenas subterráneas, ¿eh? Me han interesado las cosas que la gente hace para divertirse en este mundo, pero ese tipo de arena suena como una especie de cosa turbia del mercado negro. Nos dirigimos de vuelta a Niku y Rokuko con el conejo a remolque.

—Ah, bienvenido de nuevo, Maestro. —Niku estaba de pie donde yo la había dejado, con el conejo aún en la mano… más cinco cadáveres de goblins esparcidos a su alrededor. A los cinco les cortaron la cabeza. Por cierto, la cabeza de Rokuko estaba cubierta de sangre roja. Por un segundo pensé que estaba muy malherida, pero aparentemente todo era sangre de goblin que la había rociado. Miré a mi alrededor y, juntando todas las pistas, llegué a la conclusión de que los goblins habían sido atraídos hacia Niku por el olor de la sangre de conejo y la atacaron pensando que era sólo una niña pequeña, sólo para ser completamente sacrificados a cambio…

—Aaah, sí, lo sabía. Definitivamente sentí que había algunos goblins merodeando por ahí. Bueno, lo que sea. No es como si Niku hubiera tenido problemas para derribarlos. —Ichika lo dijo como si fuera obvio que los goblins habían estado merodeando, pero yo no los había notado en absoluto.

—Keima, lanza {Purificación}, por favor.

—Bien… aquí. —Yo arrojé {Purificación} sobre Rokuko. Una gran burbuja la envolvió y limpió toda la sangre. ¿Pero por qué Rokuko estaba cubierta de sangre y no Niku? Niku completamente limpia.

—Oooh, parece que los mataste todo a la vez, ¿eh? ¿Cómo lo hiciste, Niku?

—Me estaban rodeando, así que sostuve el conejo en una mano, y usé la otra para, um, dar vueltas. —Niku reconstruyó lo que hizo sosteniendo el conejo con una mano y girando de puntillas como una bailarina mientras sostenía su Espada Golem hacia afuera. La hoja estaba más o menos al mismo nivel que el cuello de un goblin. Llevaba puesto su Ropa Golem, pero nunca le enseñé ningún movimiento como ese. Huh… Supongo que está usando su golem para fortalecer sus movimientos, en lugar de hacer que lo haga por ella.

—Ese no es el tipo de movimiento que cualquier aventurero de Rango-F pueda hacer. ¿Qué tipo de entrenamiento haces?

—…¿Ninguno?

—¡Por cierto, lo hice para defenderme! —Rokuko se agachó en una pequeña bola a los pies de Niku para apartarse de su camino y se cubrió la cabeza con sus manos tan mal que fue un poco triste. Ah. Por eso tiene tanta sangre encima. Y parece que Niku también tiene sangre en los pies. Ups. Me adelanté y le arrojé {Purificación} a ella también. Debe haberle hecho cosquillas, ya que su cola se movía como loca. De todas formas, parece que hemos terminado la búsqueda de exterminio de goblins antes de la búsqueda de caza de conejos. Genial. Le corté las orejas derechas a los goblins para mostrárselas al Gremio más tarde.

—De acuerdo, les dejaré la caza del resto de los conejos a ustedes dos. Gracias.

—¿Oh? ¿No vas a venir con nosotros, Maestro?

—…No soy tan bueno con la espada. El cliente quiere carne de la mejor calidad, así que será mejor que me quede aquí y me concentre en drenar a los conejos. Rokuko está fuera de discusión, obviamente.

—¿En serio ahora? Pareces muy bien entrenado, aunque sólo estoy adivinando por cómo caminas y esas cosas. —Ah, sí, esa es mi ropa de golem ayudando. ¿Hm? ¿No estoy ayudando con estas misiones? Bueno, déjame decirte, el mejor tipo de comida es el tipo por el que no tienes que trabajar. Ahaha…. Bueno, supongo que drenar conejos técnicamente cuentan como trabajo.

—Hey, Keima. ¿Quieres que yo también sostenga un conejo?

—…Claro. Tomaremos turnos.

# Perspectiva de Ichika

—Huelo carne. —En el momento en que Niku encontró un conejo, su cabeza fue lanzada volando al siguiente segundo. Niku estaba cazando tan eficazmente que incluso Ichika, un antiguo aventurero Rango-C, estaba luchando por mantenerse al día.

—…Espera un segundo, Niku. ¿Es eso tal vez una Espada Mágica?

—No lo sé. El Maestro me lo dio. —Movió su espada, haciendo que la sangre de su hoja volase limpiamente sin necesidad de {Purificación}. Eso era una prueba de la alta calidad de la espada y de la habilidad de Niku con las espadas. Inmediatamente volvió a cazar, con la espada limpia preparada. Ichika estaba sosteniendo los conejos que Niku había cazado. Entre las dos, Niku era más hábil para encontrar conejos. Ichika sabía, por el hecho de que Niku podía olfatear conejos a pesar del espeso olor a sangre en el aire, que su compañero no dependía de una habilidad para manejarse. Era talento en bruto.

—Sabes, Niku, seguro que sabes mucho de caza y cosas para un niku.

—¿Un niku? ¿Qué quieres decir?

—¿Eh? Bueno, quiero decir… Tu nombre es Niku. Eso significa que eres un esclavo todo sobre el servicio nocturno, ¿sí?

—Um, duermo con el Maestro todas las noches como su dakimakura, ¿pero…?

—No, no, no, no. Verás, esto es lo que el nombre «Niku» significa en realidad. —Ichika le dijo a Niku lo que significaba su nombre. Tras una breve pausa, Niku asintió mientras digería el significado de su nombre. Entonces encontró un nuevo conejo y le cortó la cabeza en el acto. Más carne para el montón.

—Ichika. Muchísimas gracias. Por primera vez en mi vida, sé lo que significa mi nombre.

—¿Eh? Pero, ¿no tienes un nombre de verdad?

—No. No recuerdo nada de cuando era pequeña. —Ichika se tragó el impulso de hacer una broma sobre cómo Niku era todavía una niña pequeña.

—Quiero saber más sobre el servicio nocturno. ¿Podrías enseñarme, Ichika?

—Oh sí, por supuesto. Puedes contar conmigo. Te enseñaré todo tipo de técnicas especiales. —De repente, Ichika recordó algo importante. Los Beastkin tenía un profundo e innato instinto para valorar enormemente los nombres que les daban sus padres. Una beastkin con la que había estado en una fiesta en el pasado se lo dijo. A él mismo se le había dado un nombre tomado de un Héroe del pasado, y se enorgullecía tanto de ello que pasaba cada día trabajando tan duro como podía. Beastkin son individuos que se enorgullecen de su nombre y tratan de vivir una vida que no le traerá vergüenza. Incluso aquellos que caen en la esclavitud y se ven obligados a abandonar su nombre seguirán viviendo fieles a él. Pueden fingir que lo abandonan, pero nunca lo hacen realmente.

Ichika estaba segura de que incluso los esclavos nacidos en la esclavitud recibían un nombre propio de sus padres. E incluso aquellos que nunca tuvieron uno se llamarían a sí mismos por sí mismos después de haber alcanzado la edad suficiente. Si sus esclavistas les daban por la fuerza un nombre que no les gustaba, podían inventar uno nuevo para ellos. Y aún así, Niku parecía estar bastante encariñada con su nombre. Ella sonreía un poco para sí misma mientras cortaba la cabeza del sexto y último conejo. Tal vez estaba feliz de haber encontrado finalmente el sentido de su vida. Una razón para existir. Niku tendía a ser inexpresiva, por lo que esa leve sonrisa era una clara señal de que estaba muy contenta.

—Una chica joven como ella, tomando en serio su vida como una niku, ¿eh? Tengo un presentimiento sobre esto…

—¿Hm? ¿Me llamaste, Ichika?

—No, no, no. Para nada.

# Perspectiva de Keima

Espero que podamos dejar a estos goblins tirados por aquí… No estamos en el campo, pero claro. ¿Debería tirar sus cadáveres al bosque? Mis pensamientos fueron interrumpidos por Niku e Ichika saliendo del bosque, conejos sin cabeza en la mano. Eso fue rápido.

—Maestro, he traído de vuelta la carne. —Niku sonreía un poco, tal vez debido a su innato instinto de perra niña siendo estimulada por toda la caza. Parece satisfecha. Pero de cualquier manera, todos le quitamos sangre a los conejos juntos por un tiempo y los arrojamos a un saco después de que se les acabó la sangre.

—Oh, claro. ¿Quieres sacar las piedras mágicas de los goblins? pero son una buena fuente de dinero extra para los Rangos-F como nosotros.

—¿Los goblins tienen piedras mágicas? —Según Niku, los goblins tenían piedras mágicas enterradas en sus cerebros. Le pedí que desenterrara uno, sólo para ver cómo se hacía. Le abrió el cráneo a un goblin con mi espada y le sacudió el cerebro… Qué asco. Eventualmente, cavó una pequeña piedra mágica (incluso más pequeña que las que yo podía comprar por 10). Supongo que cinco de esos serían tan grandes como una sola piedra de 10 PC.

—Se llaman monstruos porque tienen piedras mágicas dentro, ya sabes. A veces serán súper pequeñas, pero cualquier monstruo tendrá una piedra mágica en algún lugar de su cuerpo, siempre. Si los conejos tuvieran piedras mágicas dentro, la gente empezaría a llamarlos monstruos en el acto. Mmm… Esta piedra probablemente valga como una moneda de cobre, sí.

Sería una pérdida de tiempo desenterrar piedras mágicas que valen un cobre cuando cinco orejas de goblin juntas equivaldrían a 30 monedas de cobre. Usar ese tiempo para cazar más goblins sería más eficiente. Voy a abandonar estos cadáveres aquí. No quiero perder demasiado tiempo. Tomé la piedra mágica por si acaso quería intentar hacer un golem con ella o algo más tarde.

Después de regresar a la ciudad, inmediatamente llevamos los conejos al tipo de las brochetas de la última vez.

—Hey. ¿cazó más conejos para mí?

—Sí, aquí están. Echa un vistazo. —Saqué los conejos sin cabeza para que él pudiera estimar su valor. Por supuesto, todos ellos obtuvieron las mejores notas y así nos dieron doce monedas de cobre cada uno. Seis conejos, así que setenta y dos monedas de cobre en total. El Gremio se encargó del pago, así que el tipo de las brochetas no nos dio ese dinero él mismo. Mezclado con la recompensa de la búsqueda de goblins, habíamos ganado una moneda de plata y dos monedas de cobre. Claro que sí, una gran plata. Ahora estamos en las grandes ligas.

—Buen trabajo. Y… Supongo que esas dos chicas son tus nuevas compañeras.

—Sí. Pero ese es sólo un esclavo. Y… parece que cree que tus brochetas huelen muy bien.

—Me llamo Ichika, amigo mío. ¡Y puedes apostar a que creo que estas brochetas huelen bien! Mmm, yum. Quiero comer uno de esas brochetas. ¿Me compraría uno, Maaaestroo?

—¡Ahaha! No querrás decepcionarla, ¿verdad? Te daré un pequeño regalo si compras ahora.

—… Está bien, tomaré cuatro.

—¡Lo tienes! —Le di veinte monedas de cobre y tomé los cinco brochetas que me ofreció. Parecía que su regalo era una brocheta extra. Le di dos a Ichika, uno a Niku y otro a Rokuko.

—Pero sabes, seguro que estás rodeado de un puñado de chicas buenas, ¿no? Hasta la niña se convertirá en una buena mujer, a juzgar por lo rápido que se come al brocheta.

—Jajaja. A todos les gusta la comida, sí. A veces pueden ser un verdadero problema.

—Heh, entonces parece que sería inteligente que te pases por mi puesto bastante a menudo. Oh, cierto. La carne que me trajiste la última vez sabía mucho mejor que la mayoría de la carne de conejo. Te agradecería que me trajeras carne de conejo regularmente

—No sé, no puedo seguir cazando conejos para siempre… He subido de rango antes.

—Oooh, felicitaciones. Entonces no tienes que cazar conejos. Jabalíes, conejos, lo que sea que tenga buena carne. Tú me lo traes y yo lo compro. En realidad soy carnicero. Este puesto es sólo un trabajo secundario. Me ocuparé de cualquier carne que me traigas.

—Muy bien. Por suerte, acabamos de matar algunos goblins.

—¡Ja, ja, ja! Los goblins saben mal sin importar lo que hagas con su carne. Hirviendo, cocinando sobre una llama… no. Nada funciona.

—Entonces, ¿te importaría decirme cuál es tu secreto para hacer que la carne sepa tan bien? Te pagaré veinte plata si me lo dices.

—Woah, ¿en serio? Eso es como, una tonelada. Adelante, díselo, jefe. Comeremos mucha carne buena cuando queramos. —Si Ichika pensó que era un buen trato, probablemente lo fue. Veinte de plata parecían bastante buenos, así que decidí decírselo.

—De acuerdo, te lo diré por esos veinte de plata. Mira, hay una cosa llamada «drenar la sangre», y…. —Le expliqué al encargado del puesto cómo funcionaba el drenado de los animales, pero él agitó la cabeza con tristeza y dijo que sería demasiado peligroso para los novatos. Tiene sentido. Después de todo, Rokuko y Niku acabaron rodeadas de goblins. Si Niku no hubiese estado allí, esos goblins definitivamente se estarían divirtiendo con Rokuko ahora mismo… espera, ahora que lo pienso, ¿no estaría Rokuko contenta con eso? Quiero decir, estamos hablando de goblins. Pero de cualquier manera, el tipo fue lo suficientemente amable como para pagarme los veinte monedas de plata. El Gremio también nos daría ese dinero. Incluso trataban todo el intercambio como una búsqueda especial. Te lo agradezco mucho.

Nos dirigimos al Gremio, informamos de nuestras misiones completadas, conseguimos el dinero y fuimos a una posada para pasar la noche. Pagaron los veinte de plata con dos grandes monedas de plata, cada una de las cuales valía diez de plata. Fue un gran avance para aventureros novatos como nosotros.

En cualquier caso, nuestra posada era la Posada del Pájaro Cantor Durmiente, la misma en la que me quedé la última vez. Para ahorrar dinero, tenemos una habitación para los cuatro… Espera, espera, espera. Soy un hombre, ¿sabes? Soy el único tipo aquí. ¿Podemos al menos tener dos habitaciones?

—Eres mi compañero, Keima. Definitivamente es importante que durmamos en la misma habitación.

—Soy tu dakimakura, Maestro. Dormiré con usted.

—No quiero estar sola, así que voy a mirar y tomar notas. —¿Tomar notas? Por favor. No voy a hacer nada raro. Por supuesto, compré una comida normal para todos. Nada de comida de esclavos. El que compré la última vez fue el único que planeé comprar. Ichika sonrió mientras miraba la comida que tenía delante.

—Sí, parece que realmente vas a alimentarme bien. Estoy como, súper feliz.

—La comida es muy importante para ti, ¿no? Sé cómo te sientes. Quiero que toda la gente que trabaja para mí se sienta bien con su trabajo.

—Oooh, quieres que nos sintamos bien, ¿eh? Sabes, en el momento en que vi lo saludable que se veía Niku, supe que eras un éxito. Así que sí. No me voy a quejar de nada mientras sigas alimentándome así de bien, ¿vale? —Parecía que ella también estaba pensando en mí como un objetivo. Se tragó la sopa de verduras y limpió las gotas restantes con su pan, sin dejar nada atrás. No está desperdiciando nada. Ni siquiera perdió el tiempo, diciendo: «Espera, déjame probar esto para ver si tiene veneno», y comenzando a comer antes que yo. —Ummm, no creo que esto sepa muy bien. Ichika, puedes quedarte con mi parte.

—¿Oh? ¿De verdad? ¡Sabía que podía contar contigo, mi reina Rokuko! ¡Te seguiré por el resto de mi vida! —Rokuko, sin embargo, no tomó su sopa de verduras. Debe haberse vuelto muy exigente gracias al buen sabor de los rollos de melón. En mi opinión, el sabor vegetal de la sopa sabía muy bien. Aunque no fue gran cosa ya que los Núcleos de Calabozo no necesitan comer de todos modos. Además, Ichika, no jures seguir a alguien el resto de tu vida por un plato de sopa. Recuerda, tengo un contrato que me convierte en tu maestro, ¿de acuerdo?— Gracias, gracias. Y, ¿qué vamos a hacer ahora? ¿Sólo dormir?

—Sí, me parece bien. Puedes usar la cama si quieres, Ichika. —Ichika me lo había pedido después de ponerse a cuatro patas mientras me miraba sensualmente y enfatizaba su considerable escote, pero yo la ignoraba.

—¿Qué? —Ichika ladeó la cabeza, como si no entendiese lo que quería decir. Ah, cierto. Sólo hay una cama, así que no sabe dónde dormiremos Rokuko y yo si se queda con la cama. Saqué mi [Futón] de {Almacenamiento} y lo esparcí por el suelo.

—Voy a estar durmiendo en esto. Rokuko, extiende la tuya también.

—Bieeen. Ahaha, dormir afuera es muy emocionante, ¿no? —Rokuko sacó su [Futón] de su {Almacenamiento} y la extendió también. Niku era mi dakimakura, así que no necesitaba uno. Sólo después de que nuestros dos futones estuvieran listos, la aturdida Ichika finalmente salió de su conmoción.

—¡Eh, espera! ¡¿Qué pasa con esas camas locamente bonitas?! ¡Ese es el tipo de cosas que usan los hoteles súper caros! Aaah, estoy muy sorprendida aquí, no puedo creer que ustedes dos tengan camas tan buenas… y como, ¿qué? ¿Ustedes dos también pueden utilizar {Almacenamiento}? ¿No eran los pergaminos súper caros?

—Así como tú te tomas muy en serio la comida, yo me tomo muy en serio el sueño. ¿De acuerdo…? Escucha, hagas lo que hagas, no interrumpas mi sueño. Lo diré de nuevo. No importa lo que pase. No lo hagas. No Interrumpas. Mi sueño. —Hice hincapié en «dormir» cuando lo dije. Ichika emitió un «aaah» de comprensión.

—Amigo, entiendo lo que dices, de verdad. Nunca te despertaré a menos que la cosa se ponga muy seria… Lo juro por mi desayuno, jefe. —Ese era un voto en el que podía confiar. Asentí con satisfacción.

Día 39

—De hecho, sólo dormimos… ¿Qué demonios…? —Ichika se fue del hotel mientras murmuraba algunas tonterías para sí misma. Me había acostumbrado a hacer el canto de {Purificación} después de pasar la noche en las posadas, así que lo hice antes de partir. Esta vez, limpié intencionadamente toda la habitación. ¡Oye! Sé lo que estás pensando, pero no, eso no fue un accidente. ¡Estaba planeando limpiar toda la habitación desde el principio! Aaah… Pero cielos, todavía me duelen las piernas. El dolor muscular no es una broma. Esto es una mierda. Sólo he dormido nueve horas. Debí haber sido más cuidadoso, arrojando accidentalmente {Purificación} sobre toda la habitación, lo que me cansó mucho. Eh… Dejaré de hablar solo ahora. Tengo trabajo que hacer… En realidad, espera, no lo sé. Compré el esclavo que quería, así que sí, me voy a casa ahora.

—¿Qué? ¿No vamos a ir al Gremio? Pero nos perderemos todas las jugosas misiones.

—No estoy realmente interesado en convertirme en un aventurero de verdad, así que está bien. Aunque sería muy útil tener un rango lo suficientemente alto para entrar en los calabozos.

—No querrás llegar a Rango-C, entonces. La mayoría de los calabozos están bloqueados por rango, así que sí, eso es lo mínimo que tienes que ser. —El Gremio bloqueaba los calabozos por rangos, o en otras palabras, requería que los aventureros tuvieran un cierto rango antes de permitirles entrar a ciertos calabozos. Bueno, los aventureros de bajo rango todavía podían ir al calabozo por su cuenta y morir si querían, pero el Gremio no les daba información detallada sobre el calabozo ni nada de eso. Sin embargo, las cosas se pusieron más serias cuando se trataba de calabozos administrados por el Gremio. Los aventureros que entraron sin tener un rango lo suficientemente alto pueden incluso ser vistos como cazadores furtivos. Les confiscarían el botín después de salir del calabozo, más una multa.

—Oye, ¿conoces el [Laberinto de Marfil] de la capital imperial?

—No hay aventurero que no lo haga, amigo mío. Es un calabozo en el centro de la capital en la que pueden entrar los Rangos-C y superiores. Estoy seguro de que tiene muchos calabozos sin restricciones a su alrededor, pero la mayoría están bajo el control del Gremio.

—Vaya. Mi hermana lo está haciendo muy bien, ¿eh?

—Síp. —Citando el libro de Haku Introducción a los Calabozos: «Los calabozos son fenómenos naturales y crecen día a día. Una vez que crecen lo suficiente, nuevos calabozos comienzan a formarse a su alrededor como si estuvieran creando niños». Esos nuevos calabozos eran de hecho calabozos ramificados con Núcleos Falsos como el que Haku hizo para nuestra Batalla de Calabozos. El libro también decía: «A veces, un calabozo crece rápidamente, o tal vez se reduce rápidamente de tamaño. Esto se conoce como un Cambio de Paradigma». Al lado de esa sección había una pequeña nota escrita en negritas, que decía: «Esto se refiere a las Batallas de Calabozos»*.

<<Traductor Endless: No me miren raro, eso decía. Lo que no entiendo es el porque poner una referencia a las Batallas de Calabozos en un libro que esta hecho para engañar a la gente y básicamente dar falsa información.>>

—Quiero pasar el rato en el [Laberinto de Marfil] tarde o temprano, así que supongo que al menos debería intentar llegar a Rango-C.

—Oh, wow, «pasar el rato», ¿eh? Mira al Sr. Confianza. Ya sabes… Cuando era aventurera, creo que habíamos llegado a la planta 52. Me pregunto si han llegado más lejos desde entonces. —El [Laberinto de Marfil] aparentemente tiene más de 150 pisos, así que están a un treinta por ciento de profundidad en él en el mejor de los casos… espera, espera. La gente ha estado desafiando ese calabozo desde que se fundó la capital imperial. ¿Cuántos malditos años se necesitaron para llegar al piso 52? Ese calabozo debe ser injustamente duro.

—Entonces, ¿adónde vamos?

—Nuestra base está fuera de la ciudad. Nos dirigimos hacia allí.

—…Mmm, y no querrás decir que es en los barrios bajos, ¿verdad? No hay necesidad de una posada si lo fuera. Debe estar muy lejos entonces, ¿eh?

—Sí, básicamente. Está justo al lado de una montaña. Tardaremos medio día en llegar si corremos.

—¿Sí? Deberías pasarte por el Gremio de todos modos para decirles lo que pasa. A ellos no les importará mucho lo que un montón de Rangos-F están haciendo, pero sí. —Huh. Nunca lo había pensado así. Supongo que la comunicación y todo eso con el Gremio es importante incluso para los Rangos-F. La última vez tenía prisa por volver, así que me fui en el acto, pero la situación ya no es tan urgente. Pasar por el Gremio debería estar bien.

—Muy bien, genial. Gracias por decírmelo, es una gran ayuda. No estoy acostumbrado a cómo funcionan las cosas por aquí.

—Okie dokie, te diré lo que pasa si alguna vez te veo a punto de hacer el ridículo, jefe. —Se, sabía que tener un compañero inteligente con mucha experiencia en la vida sería de gran ayuda. Rokuko es un Núcleo de Calabozo y básicamente no sabe nada sobre humanos. Niku fue criado como esclavo y nunca se le enseñó mucho sobre el mundo. Haku… sabe bastante sobre los humanos, pero no es alguien a quien pueda llamar por casualidad y pedir consejo. Quiero decir, seamos realistas. Esa mujer es espeluznante.

—Entonces, ¿qué vas a hacer?

—…Buena pregunta. —Ella dijo que debería volver a poner en marcha la búsqueda de exploración de la [Cueva Ordinaria], así que también podría buscarla. Y así, nos dirigimos al Gremio.

Llegamos al Gremio y vimos que el tren de la mañana…* Quiero decir, la quest matutina de la tabla estaba en pleno efecto. Estaba ridículamente lleno. ¿Quizás deberíamos irnos y volver más tarde?

<<Traductor Endless: Si no captaron la referencia básicamente se confundió con la estación de trenes que siempre esta muy circundante de gente.>>

—Oh, vaya, hay muchos humanos aquí. ¿Todos estos son aventureros?

—Sí, probablemente.

—Maestro. ¿Quieres que le consiga la quest por usted? —Uhhhh, creo que le diré que busque la búsqueda de la [Cueva Ordinaria]. No me importa ninguno de los otros.

—De acuerdo, ve a ver la pizarra. Si ves la búsqueda, tómala y tráemela de vuelta.

—¡Entendido! —Niku se deslizó entre la multitud de gente. Diez segundos después, ella regresó. En su mano estaba la quest de búsqueda para la [Cueva Ordinaria]. Fantástico. Parecía que lo acababan de poner el día que fuimos. Gran sincronización. Nuestro calabozo puede estar llena de vida ahora, pero no quiero que ningún aventurero se acerque antes de que termine de construir la posada. Los requisitos eran dos o más aventureros de Rango-F y la recompensa era una plata. Esos son probablemente los mismos detalles que la última vez, supongo.

—Oooh. Buen trabajo, Niku. —Froté la cabeza de Niku, haciendo que su cola se moviera.

—Oye, déjame ver eso también. Wow… La recompensa es una moneda de plata entera. ¿Eso es mucho?

—Bueno, ya que se necesitan dos aventureros de Rango-F en un día para completarlo, no, no realmente.

—Sep. Esta búsqueda es de poca monta, incluso para los Rangos-F de poca monta. —Bueno, aún así vamos a aceptarlo. Niku y yo somos aventureros de Rango-F, así que cumplimos los requisitos. Tomé la misión de busqueda y me puse en fila frente a la recepcionista.

—Sabes, realmente creo que podrían aumentar un poco la recompensa… —Rokuko se quejaba para sí misma. Sí, me lo imaginaba. Debe sentir que el Gremio dice que ella misma no vale mucho. Pero me gustaría que fuera más reservada en público de esta manera.

Mi turno finalmente llegó y le di la búsqueda a la misma recepcionista de siempre. Esta chica siempre está trabajando, ¿eh?

—…Bueno, el reciente informe decía que todo era normal, así que imagino que no encontrarás nada fuera de lo común. Pero si lo haces, recuerda decírnoslo. Y ten cuidado de no dañar el Núcleo de Calabozo bajo ninguna circunstancia. Los núcleos de los calabozos son fuentes de información muy valiosas para la calabozonología, y ésta está bajo nuestra protección directa. Y… un cierto aventurero de Rango-A ha declarado que ellos personalmente cazarán y eliminarán a cualquiera que dañe este Núcleo de Calabozo en particular. —Ah, creo que sé de quién estás hablando. Debe estar usando su estatus de aventurera de rango A para amenazar a cualquiera que pueda hacer daño a Rokuko.

El tiempo límite para la búsqueda era de una semana. Fue mucho tiempo para terminar la posada y volver a la ciudad. Incluso si no terminara la posada a tiempo, podría decir que todo fue como se esperaba. El detector de mentiras no lo registraría como una mentira, ya que de hecho esperaba ver el calabozo expandido y la posada en construcción… tal vez. Si eso se pusiera difícil, improvisaría.

Encima de todo eso, nos hicieron jurar que no dañaríamos el Núcleo de Calabozo. Ver a Rokuko jurar «No haré daño al núcleo del calabozo» con una mirada seria en su cara fue tan extraño que no pude evitar reírme. De todos modos, de vuelta al calabozo. Nos dirigimos a la puerta oeste.

—Oye, ¿estás seguro de que estamos empacando lo suficiente para un viaje a la montaña? Quiero decir, sé que tienes un almacén, pero aún así.

—No quiero usar eso demasiado en público, así que sí, supongo que preparar un poco más sería inteligente. —Le entregué dos monedas de plata a Ichika.

—¿Podrías comprar suficientes cosas para nosotros con esto?

—¿Para cuatro personas? Mmm, seguro, si tres días de comida es suficiente.

—Sí, lo es. Podemos abastecernos en nuestra base, así que estará bien. Te estaré esperando en el Parque Central, tomando una siesta. Ah, sí, y llévate a Niku contigo.

—Entendido. Hasta luego, jefe. ¿Puedo comprar algunos bocadillos mientras estoy en ello?

—…Claro, pero al menos dime todo lo que compraste y cuánto te costó, ¿de acuerdo?

—¡No lo dudes♪! —Tengo un mal presentimiento sobre esto. Pero es una antigua aventurera de Rango-C, así que le confiaré esto.

—¿Qué quieres hacer, Rokuko? Puedes ir de compras con Ichika si quieres.

—Mmm…. Seré amable y tomaré una siesta contigo, Keima. —Lindo. Pero no sé si hay bancos que quepan dos personas en ellos.

***

—Este sándwich de carne es súper bueno. Mmm, el sabor de la verdura fresca es como mezclarse con la grasa de la carne y hacer una explosión de sabor. Algún tipo de cocinero genio debe haber hecho esto. Hasta se siente bien morder. Y este sutil sabor… ¡es queso! ¡Esta cosa tiene queso! Santo cielo, qué sabroso. Esto es de lo que estoy hablando… ¡Yum! —En el momento en que me desperté, mi apetito fue golpeado por un ataque terrorista en forma de delirio de Ichika. Ngh, ahora tengo hambre.

—No te preocupes, tengo algo para todos los demás también, ¡Maestro! ¡Comamos todos, mis chicos! —Miré a mi alrededor y me di cuenta de que Rokuko y Niku también tenían un sándwich en la mano. La propia Ichika, sin embargo, estaba mordiendo su segundo sándwich. Una chica astuta. Eché un vistazo a lo que Ichika había comprado… mientras me comía el sándwich.

Veamos aquí. Pedernal, tiendas de campaña, alimentos, frascos de agua, mantas, alimentos, cuchillos, alimentos, frascos de agua, alimentos…. ¡¿Qué pasa con toda esa comida?! —¿Por qué te pones tan nervioso? Tenemos que traer mucha comida si no queremos pasar hambre, amigo—. No necesitábamos ningún cambio de ropa gracias a {Purificación}, hacía tanto calor que no teníamos que preocuparnos demasiado por el frío, y un hechizo de Magia de Supervivencia llamado {Calor} nos hervía el agua. Si quisiéramos fuego de verdad, sólo tendríamos que usar un pedernal o la habilidad mágica {Ignición}. En otras palabras, gracias a la Magia de Supervivencia, lo principal que necesitábamos para sobrevivir en las montañas era la comida. Además de un cuchillo que ayudaría con una tonelada de cosas al azar, y mantas para dormir cuando acampe afuera. Pero ya sabes… Estas mantas son realmente blancas y esponjosas. Estoy bastante seguro de que están hechas de pieles de conejo. No vamos a ser maldecidos por nada, ¿verdad?

—También tengo esta bolsa en la que podemos poner una tonelada de basura. No lo necesitará, sin embargo, ya que ustedes tienen {Almacenamiento}…

—Entonces, ¿cuánto costó todo?

—¡Toma esto! Estos sándwiches de locos sólo cuestan ocho cobres cada uno. ¡Qué robo total!

—Eso no es de lo que estoy hablando. Me refería a todo, no a todos los sándwiches.

—Bueno, obviamente gasté todo el dinero que me diste. Aaah, estoy tan contenta de haber comprado estos sándwiches! —Ella sonrió, dejando claro que quería que la alabara por sus esfuerzos. Bueno, honestamente, sólo le di dos monedas de plata. Eso es básicamente pedirle que compre comida y suministros para tres días para cuatro personas con sólo veinte mil yenes. No es una hazaña fácil. En cuyo caso, sí, hizo un trabajo impresionante.

—Y Niku me ayudó un montón, ¿sabes? Muchos tenderos bajaron los precios por ella. De ninguna manera podría haber pagado estos sándwiches sin ella, de verdad. Y fue una suerte que el puesto de sándwiches estuviera dirigido por un tipo. Logré que me vendiera los sándwiches a mitad de precio ya que me miraba las tetas como si fuera un idiota♪. —¿Es eso legal?

—Supongo que los niños y la gente atractiva lo tienen fácil a veces, ¿eh? Bueno, aún así, hiciste un buen trabajo. Tú también, Niku.

—Oooh, me llamas atractiva, ¿verdad? Los halagos no te darán nada de mí, ¿de acuerdo? Porque ya tienes todo lo mío cuando me compraste. —Sí… Les daré unos rollos de melón y hamburguesas o lo que sea cuando volvamos a la [Cueva Ordinaria].

—Espera, Keima. ¿Qué hay de mí? Tomé una siesta contigo, ¿recuerdas?

—Sí, sí, sí. Gracias, Rokuko. Te daré una palmadita en la cabeza.

—Eheheeeh… —Sé que fui yo quien se ofreció a darte una palmadita en la cabeza, pero ¿en serio? ¿De verdad estás de acuerdo con esto, Rokuko?

Y así, con los preparativos completos, nos dirigimos a la Montaña Tsia. El guardia no sospechó nada. Nos dejó pasar gratis después de ver que nuestra búsqueda se había ido al traste y eso fue todo. Estábamos afuera. Sabes, siento que no he estado haciendo nada como un verdadero Maestro de Calabozo. Estoy bastante seguro de que no es trabajo de un Maestro de Calabozos ir a asentamientos humanos y hacer cosas de aventurero o lo que sea. Estoy empezando a sentir nostalgia de cuando llegué aquí. Dormí todo el día dentro del núcleo con bandidos afuera… Los buenos viejos tiempos.

Después de que nos alejamos un poco de la ciudad, puse todas las cosas que Ichika compró en {Almacenamiento} y empecé a correr por el camino de la montaña sin llevar nada. Ichika era la única entre nosotros que no tenía un Golem Vestible que la ayudara, pero como se esperaba de un antiguo aventurero del Rango-C, se mantuvo bien. El sol empezó a ponerse en el camino. Ichika me dio un buen consejo, sugiriendo que empezáramos a acampar, pero yo la ignoré y seguí corriendo hacia la montaña de la tarde. Cuando llegamos a la [Cueva Ordinaria], el sol se había puesto completamente.

—Niku, ¿cuánto tiempo fue eso?

—¡¿Eh?! ¡¿Cuánto tiempo nos llevó llegar aquí?! U-Um…. Seis horas y treinta y dos minutos, Maestro! —Niku sacó su Reloj Golem y dio una respuesta adecuada. Yo… Sólo estaba bromeando, pero ella se lo tomó en serio. Espera, ¿revisó la hora antes de irnos?

—Aaah, demonios. Eliminando los descansos que tomamos, se necesitan realmente seis horas para ir y venir. Qué pérdida de tiempo. Si sólo tuviéramos bicicletas… En realidad, supongo que las bicicletas no serían muy buenas en las carreteras de montaña. —Espera…. No necesito preocuparme por usar bicicletas en absoluto. ¿No podría hacer que los gólems nos llevaran? De repente, mis pensamientos fueron interrumpidos por las quejas de Ichika.

—Maaaaeeeestroooo. Tengo mucha hambre. ¿Podemos empezar a acampar? —Oh, ups. Tengo que dejarla entrar antes de que empiece a pensar en ese tipo de cosas. Y ahora que lo pienso, nunca le dije a Ichika adónde íbamos.

—No, no necesitamos acampar. Estamos aquí.

—…¿Esta es su base, Maestro? Pensé que hablabas de un pueblo o algo así… —Había estado planeando explicar las cosas una vez que llegamos al calabozo, pero ahora que ya estamos aquí, no estoy seguro de qué decir exactamente.

—Esta es nuestra base.

—Esto es una cueva, viejo. —Rokuko acaba de decir la verdad. Contestó Ichika con sus sentimientos sinceros. Sí, no puedo culparla por pensar eso.

—Vayamos adentro. —Cansado como estaba de correr tanto tiempo, quería dormir lo antes posible. Entramos en la cueva y pronto los pisos rocosos se convirtieron en pasadizos de piedra pavimentada con luces brillantes y parpadeantes a lo largo del camino [Antorchas de Iluminación de Calabozos (50 PC)]. A un lado, estas antorchas nunca se apagarían mientras no las movieras de su posición inicial. Probablemente estaban usando maná como combustible o algo así.

—¡Woah woah woah woah! ¡Espera! Esto es un calabozo, ¿no?

—Esto es un calabozo.

—¡¿Qué pasó con que esta fuera tu base?!

—¿También es nuestra base?

—¡Esto es un maldito CALABOZO!

—Sí, es un calabozo. Oh, cuidado. Hay una trampa justo ahí.

—¡Santa MIERDA que hay! ¡¿Qué demonios, viejo?! ¡Esto es jodidamente peligroso! —Ichika esquivó la trampa con un salto exagerado.

—Haaah, santo cielo. Solía ser un explorador y aún así no me di cuenta de esa trampa… Vaya, Rokuko. Seguro que no estás asustada por estas trampas. ¿No eres un Rango-G?

—Bueno, es de mí de quien estamos hablando.

—Esa es una gran confianza. —Rokuko sonrió con satisfacción. Sip. Eres tú. El calabozo en sí mismo.

—Oh, espera un segundo. Esta es la [Cueva Ordinaria], ¿no es así? Le pregunté a la Gremio al respecto… pero esto no es como lo que me dijeron. Debería ser súper pequeño con nada dentro…

—Eso es porque el Gremio tiene información obsoleta. Hablaban de la [Cueva Ordinaria] de hace un mes.

—Ohhhh, lo que significa que… las cosas cambiaron desde entonces. Este calabozo tuvo un cambio de paradigma. Tenemos que contarle esto al Gremio. —Un Cambio de Paradigma era una calabozo que crecía o disminuía rápidamente en tamaño, como se discutió en Introducción a los Calabozos. Aunque es información falsa para disfrazar los efectos de las Batallas de Calabozos.

—Seguro que sabes mucho, ¿eh?

—Bueno, el conocimiento es poder, amigo mío. Me enteré por un tipo que conocí que estudiaba Calabozonologia.

—Definitivamente vas a ser de gran ayuda para nosotros.

—¡Déjame todo a mí! Aunque… Er, ¿Maestro? ¿No me compraste para tareas y cosas así? ¿Una de esas tareas me va a pedir que sea un escudo de carne mientras exploro este calabozo? —Ichika, viendo a Rokuko y Niku avanzar por delante de ella, no estaba segura de lo que debía hacer.

—No. Haré que trabajes en la posada, no que ayudes a los aventureros… Oh, no toques eso. Las lanzas salen disparadas de él.

—¡GAAH! ¡M-Mierda! Ah… ¡E-Espere, Maestro! Supongo que este calabozo es tu base…. De ninguna manera te moverías tan rápido si no estuvieras acostumbrado al lugar.

—El Maestro no miente. —Niku estaba avanzando rápidamente por el calabozo justo delante de Ichika. Ella también había memorizado perfectamente la ubicación de cada trampa.

…De repente, me di cuenta de que probablemente podría pedirle a Rokuko que nos llevara a la Sala Maestra. Huh. Supongo que todo este ejercicio me ha cansado un poco el cerebro.

—Oye, Rokuko. Puedes retirarnos, ¿verdad? Genial, gracias. Llévanos a la Sala Maestra.

¿Eh? Oh, ah, es cierto. No necesitamos ir hasta la Sala del Núcleo. Nos retiramos de aquí.

—¿Hm? ¿Qué quieres decir con «retirarnos»? —Mi visión se vio envuelta en una luz brillante en el momento en que Ichika me lo preguntó. Mi visión se nubló y me sentí un poco flotante. Poco después, estaba en un viejo y familiar cuarto blanco. El Salón del Núcleo. Nuestra base dentro del verdadero cuerpo de Rokuko.

—Aaah, estoy tan cansada. Hey, Keima. Voy a seguir adelante y dormir ahora mismo. —Me di vuelta justo a tiempo para ver a Rokuko cayendo sobre el [Futón]. Espera, no, eso es mío. ¿Qué es lo que pasa? Tiene su propio futón.

—¿Qu-Qu-Qué demonios? ¿Dónde estamos? ¿Pisamos una trampa de teletransportación o algo así?

—…Oh, ¿no te lo había dicho ya? Soy el Núcleo de este Calabozo.

—Espera, espera, no voy a seguir con esto. ¿Eres un Núcleo de Calabozo? ¿No eres humana, Rokuko? —Ichika se frotaba las sienes.

—¿Significa esto…. Rokuko es un monstruo jefe de tipo humano, Dungeon Core? Nunca he oído hablar de algo así…. Espera, ¿eh…? —Parecía que estaba pensando en esto tan fuerte como podía, usando todo el conocimiento que tenía. Desafortunadamente, el conocimiento que tenía era intencionalmente difundir información errónea, por lo que estaba básicamente confundida. Decidí llamarla y ayudarla.

—Hey, Ichika.

—¡AAAH! Maestro, ¿es usted… un Rey Demonio? —¿De dónde salió eso?

—Y Rokuko es un monstruo jefe y Núcleo de Calabozo, de tipo humano. Si eres un Rey Demonio, todo tiene sentido. —En realidad, Ichika tenía la idea correcta. Según Haku, los Reyes Demonios de este mundo son todos Núcleos de Calabozo pertenecientes a la Facción Rey Demonio (una de las muchas facciones de Núcleos de Calabozo), con un Gran Rey Demonio en la cima gobernando sobre los Reyes Demonios menores que a su vez gobernaban sobre el resto de los Núcleos de Calabozo pertenecientes a la facción. En otras palabras, como había ganado el control sobre Rokuko el Núcleo del Calabozo, era básicamente un Rey Demonio… quizás. Eso convertiría a Haku en el Gran Rey Demonio. Metafóricamente. Ella no era realmente el Gran Rey Demonio.

Por cierto, los Maestros de Calabozo no existen en Calabozonologia. En cambio, hay cosas conocidas como Jefes de Calabozo. A veces era un fuerte monstruo invocado, a veces era el propio Núcleo – Rokuko es un Núcleo de tipo humano, pero aparentemente había muchos otros tipos, incluyendo tipos de dragones. Sería racional llamar a Rokuko el Jefe del Calabozo desde esa perspectiva.

—Entonces. ¿Qué harías si yo fuera un Rey Demonio?

—¡Haré lo que sea mientras me des lo mejor! ¿Planeas destruir la ciudad de Tsia? Ah, eso sería un desperdicio de comida. Conquistemoslo en su lugar. —Delante de mí había una mujer dispuesta a traicionar a la humanidad sin pensarlo dos veces a cambio de una buena comida.

—No, quiero estar en buenos términos con esa ciudad. Yo tampoco quiero morir.

—Huh, bien. Pero piénsalo por un segundo. Si conquistaras el mundo, podríamos comer tanta comida sabrosa como quisiéramos. ¿Cómo podríamos no hacerlo? Al menos lo intentarás eventualmente, ¿verdad?

Corrección. Delante de mí había una mujer que intentaba activamente traicionar a la humanidad y conquistar el mundo para su propio beneficio.

—Conquista el mundo…. ¡Eso suena muy bien! ¡Keima! ¡¿Qué tal si hacemos que nuestro objetivo final sea la dominación mundial?! —También había un Núcleo de Calabozo ansioso por unirse.

—No, gracias. Piensa en lo que tendremos que hacer después de conquistar el mundo. Gobernar implica mucho manejo y otras cosas tediosas. Todo lo que quiero es construir el calabozo para poder dormir tranquilamente. No quiero forzar mi suerte más allá de eso.

—Pero lo harás si te fortaleces lo suficiente, ¿verdad?

—Me matarán si me destaco demasiado. Así que, no. —Si me destaco, no pasará mucho tiempo antes de que los Soldados de Dios – Héroes – vengan por mi cabeza. Probablemente tendrán algunos poderes de tramposos de ese dios o lo que sea, así que la matemática básica es que los Héroes me equivalen a morir lamentablemente. No quiero destacar. Quiero dormir.

Te diré lo que realmente está pasando aquí. No se lo digas a nadie más, soy el Maestro de Calabozo de este lugar.

—¿«Maestro de calabozo»? Oh, cierto. La campaña de desinformación de Haku oculta el hecho de que el término Maestro de Calabozo existe.

—Este calabozo está bajo mi control. En otras palabras, este calabozo y todo lo que hay en ella me pertenece.

—Oooh…. ¿Tampoco eres humano, Maestro?

—No, soy un humano. Pero no me crié aquí, así que no sé mucho de este mundo. Que es por lo que…

—Fuiste y me compraste. —Eso es todo.

—Bueno, de todos modos. Volver aquí me cansó mucho, así que ahora me voy a dormir. —Oí un gruñido de estómago justo después de decir eso. No era mío. Era de Ichika.

—…Ups, casi lo olvido. Vamos a comer.

—Oooh, ¡por fin! Espera… Esto es sólo una habitación vacía, ¿sí? ¿Dónde está la cocina?

—Justo a tiempo. ¡Te mostraré cuál es mi verdadero poder! ¡HAAAAAH! —Fingí tener poder en mi puño y compré un [Juego de Rollos (5 PC)]. Ahora que nuestro calabozo ganaba 100 PC al día, el dinero ya no era un problema. Quiero decir, los puntos de calabozo ya no eran un objeto. De todos modos. Agité el [Juego de Rollos (5 PC)] con la mano, haciendo alarde de ello.

—¿Qué demonios…? ¿Eso es…. pan?

—Heh heh heh heh. Niku, amiga mía. Adelante, dale de comer.

—¡Entendido! —Niku arrancó el plástico de un rollo de curry, liberándolo. El aroma distintivo y picante del panecillo de curry y el dulce aroma del aceite cocido llenaron el aire, agitando mi hambre.

—¡¿Qué demonios…?! N-No puedo dejar de babear… ¡¿Qué clase de pan es est-mgh?!

—Es un [Rollo de Curry]. Es un poco picante, pero sabe muy bien. —Niku metió el rollo de curry en la boca de Ichika mientras se agitaba un poco violentamente.

—Nooo, es-esto… Ammn, nom…. fuaaah! O-Oh no, es-este olor… está haciendo que mi cerebro se estremezca…!

—No te contengas. Come todo lo que quieras. Este es el regalo del Maestro para ti, ¿recuerdas?

—Nmm, mggh, nom… nnn, ¡aaah! Tan-Tan Buenooo! ¡Este sabor, es asomborosooo…! —Tal vez debido a la salpicadura o quizás debido al sabor sabroso, Ichika sonrió felizmente con los ojos llorosos. Por alguna razón, estaba empezando a sentirme un poco extraño acerca de toda la situación.8—Nací para conocer esta comida… Por supuestooo….♪

—Sabe bien, ¿verdad? Escúchame. Si sirves bien al Maestro, te dejará comer mucha comida tan buena como ésta.

—Yo-yo… Yo-yo lo haré… Haré todo lo que diga el Maestro, lo que sea… Así que por favor, ¡maaaas!

—¿Quiere darle otro, Maestro? —Parecía que ya se lo había comido todo. Sabía que estaría contenta con la comida, pero no esperaba que se volviera loca por ella. Honestamente, me siento muy raro.

—…Tengo otro tipo de comida, ¿sabes? Los panecillos no son lo único que tengo.

—Aaah… Esto no es justo… Ahora que he probado algo tan bueno, las cosas normales no me satisfacen…

—Estás hablando de comida, ¡¿verdad?! ¡¿Los rollos?!

—Ichika, compartiré mi hamburguesa contigo, ¿de acuerdo? Me gustan mucho las hamburguesas.

—¿Enceeerio? Aaah, siento que me voy a volver loca…. Eheheh… —¿Soy el único que cree que ya se ha vuelto completamente loca? Miré a Rokuko y vi que estaba comiendo un panecillo de melón mientras nos ignoraba.

—…Yo no le voy a dar nada de lo mío.*Ah, si...

<<Traductor Endless: #HailRokuko.>>

Día 40

Y así. Mañana por la tarde, al día siguiente. ¿Eh? ¿Crees que me despertaría por la mañana? De ninguna manera. Volví a la cama. Decidí cambiar de marcha para hacer la posada de verdad. Debido a la investigación, tuve una semana para terminar de construirlo. El lugar que había elegido para ello estaba justo al lado de la entrada de la cueva. Antes de acostarme anoche, había ordenado a algunos de los golems trabajadores que cavaran un gran agujero en el suelo. Tenía mucho espacio reservado para la construcción; después de todo, estaba construyendo una posada entera. Ah, Niku. No me importa que hagas ejercicio, pero estoy tratando de hacer una posada aquí. ¿Podrías hacerlo en otro lugar?

—Muuuy bien, entonces… Es hora de empezar con la cimentación. —No podría dormir en la posada si los cimientos no fueran sólidos. Básicamente estoy haciendo mi propia casa aquí. Tomémonos esto en serio.

Saqué una piedra de {Almacenamiento} y la puse al lado de la arcilla y la madera que había alrededor. Tenía más materiales de los que podía usar.

—Masa de piedra, cambia tu forma y conviértete en un sirviente que obedece cada una de mis órdenes – {Crear Golem}. —Derramé maná en la piedra mientras lanzaba el canto {Crear Golem} que había dicho innumerables veces durante la Batalla de Calabozos. No necesitaba cantar ni nada de eso, pero por alguna razón, usé menos maná cuando cantaba y en general esto hizo que todo el proceso fuera mucho más fácil. Aunque hacer el canto era tan tedioso que a veces lo olvidaba.

Lo que hizo que {Crear Golem} fuera realmente asombroso fue que podía transformar básicamente cualquier material en la forma que yo quisiera. Podría hacer cosas con forma humana, con forma de tabla, y así sucesivamente. Mi maná hacía que el material fuera flexible como la arcilla, lo que me permitía usar mis manos para cambiar físicamente su forma directamente. Podría convertir un montón de monedas de cobre en un lingote de cobre si recogiera lo suficiente, pero… sería más barato comprar el lingote directamente.

Todo lo que hice a través de {Crear Golem} terminó convirtiéndose en un golem, pero sólo de nombre. Sería un objeto normal si no le diera ninguna orden. Aquí, estaba vertiendo la piedra en el agujero gigante y haciendo una sola losa gigante de piedra. No sabía mucho sobre la construcción real, pero me imaginé que la piedra cumpliría el papel de hormigón lo suficientemente bien. En lugar de varillas, acabo de hacer un golem de hierro en forma de pilar y lo metí en la mezcla de piedra. Hacer pilares primero y luego pasar a las paredes parecía lo más inteligente. Yo también quiero hacer baños, así que tendré que pensar en hacer un sistema de agua. Bueno, todo va a ser un golem, así que puedo abrir agujeros más tarde. Incluso podría hacer más espacio para una zona de baño y construir una desde cero. No tengo un plan exacto para ello, pero tendré cuidado al construirlo para que no se derrumbe ni nada.

Después de eso, empecé a construir Golems de madera en forma de tabla plana y los conecté con la ayuda de Golems de Arcilla. Estaba construyendo la posada como si fuese a hacer una casa de jengibre. Sin embargo, como los materiales transformados por {Create Golem} pueden fusionarse con un simple toque, no necesité ningún clavo ni nada para combinarlos. Además, como se fusionaron por completo, la estructura resultante era bastante robusta. Aunque sólo para estar seguros, hice unos golems en forma de clavos y los martillé sólo por las apariencias.

Después de trabajar durante un tiempo y de instalar la mayoría de las paredes exteriores, Ichika salió de la cueva con sueño.

—Fuaaah… ¿Qué pasa, mi amigooo?

—Yo. Buenos días. —Oye, espera un segundo. ¿Durmió mejor que yo? ¿Qué pasa con eso?

***

Ignoré a Ichika gritando sobre lo poco natural que era mi {Crear Golem} y me concentré en construir.

—…Pero, uh, amigo, no vi nada como esto cuando llegamos aquí? ¿Estabas escondiéndolo de mí o algo así?

—No, empecé a construirlo hoy.

—…Maestros de Calabozo o lo que sea que sean, ¿son constructores también…? —Bueno, los poderes del menú que tenemos los Maestros del Calabozo no incluyen la construcción, Oh espera, hay una [Casa (50.000~ PC)] en el Catálogo PC. ¿En serio? ¿Eso existe? Probablemente había una [posada] que podía comprar escondida dentro del catálogo, esperando a que yo cumpliera con algunos requisitos para desbloquearla. Desafortunadamente, mi reflexión se interrumpió después de que me di cuenta de que estaba a punto de quedarme sin madera.

—Heeey, Niku. Ven un segundo. —Llamé a Niku, que había estado moviendo su cuchillo Golem y practicando magia.

—¡Entendido!

—Niku. Estoy a punto de quedarme sin madera, ¿así que te importaría cortar algunos troncos frescos para mí?

—Enseguida. —Niku asintió y se dirigió al bosque cerca de la cueva.

—Espere, Maestro. ¿Cómo va a cortar un árbol? No veo un hacha ni nada por aquí cerca. —Señalé en silencio detrás de Ichika. Se dio la vuelta y vio a Niku blandiendo su cuchillo contra un árbol con un tronco de unos treinta centímetros de grosor. Empujó la hoja contra ella y empezó a cortar el árbol mientras un fuerte chillido llenaba el aire, como si fuera una motosierra. Ella le dio dos cortes después de eso, y en el tercer corte lo suficientemente profundo como para que el árbol se cayera. Después de eso, los Golems me llevaron el tronco.

—Santas bolas de queso…* Nunca he oído hablar de usar cuchillas mágicas para talar árboles.

<<Traductor Endless: WTF Jajajaja.>>

—Conveniente, ¿eh?

—Quiero decir, su-supongo… Pero está mal. Las Espadas mágicas son demasiado buenas para eso…. No me culpes si se rompe, ¿vale?

—Ah, sí, algunos de ellos se rompieron. Ahora que está acostumbrada a cortar árboles ya no ocurren.

—¡¿De verdad?! ¡Santo cielo, qué desperdicio!

Dicho esto, las Espadas Golem son como Cuchillas Mágicas (falsas). No son de verdad, por así decirlo. Su única función era vibrar y afilar un poco. No eran nada comparados con, digamos, la verdadera Cuchilla Mágica (lanza) que Chloe había usado en la Batalla del Calabozo. Las Espadas Golem no podían lanzar hechizos con sólo una palabra clave. Sin embargo, eran súper baratos y no necesitaban mucho material para hacerlos. Podría repararlos gratis si se rompieran también. Y nunca me quedaría sin material para hacerlos, tampoco. Incluso si la hoja se partiera por la mitad, sólo tardaría unos diez segundos en volver a montarla.

—Espera un segundo. ¿Cuántas de esas Espadas Mágicas tienes?

—Niku y yo tenemos las únicas versiones completamente metálicas. Creo que tengo alrededor de…. ¿diez más débiles hechas de piedra?

—¡¿Todos esos?! ¿Crees que podría tener uno de esos también? —Oh, sí…. Necesito conseguirle un arma a Ichika también.

—Mencionaste que usaste cuchillos de cocina como armas, ¿verdad?

—Estoy acostumbrado a espadas cortas, lanzas y todo tipo de trampas, pero sí. Mi trabajo principal eran los cuchillos de cocina. —Cuchillos de cocina, cuchillos de cocina…. Sí. Puedo hacer cuchillos de cocina. Un cuchillo de carnicero debería ser bueno aquí.

—Ichika. Ve a buscarme una buena rama de árbol.

—De acuerdo. Pero como, ¿para qué?

—Voy a intentar hacerte un arma.

—…¿Con una rama de árbol? No soy muy exigente, pero no me gustan los palos y las cosas de madera.

—La rama es sólo parte de la ecuación aquí. No necesito uno particularmente grande. Sólo lo estoy haciendo en el mango.

—Mmm, está bien. Enseguida vuelvo.

Tomé un lingote de hierro de {Almacenamiento} mientras Ichika iba a buscar una rama. Ma’am, voy a usar {Crear Golem} hoy. Voy a hacer un Cuchillo Carnicero Golem de este lingote de hierro. No te preocupes, sólo será un segundo. Para cuando Ichika regresó con una rama, ya había terminado de formar el hierro en una hoja.

Yo lancé el hechizo de Magia de Supervivencia {Secar} para quitar el agua de la rama, lo usé para hacer un golem en forma de mango de cuchillo de carnicero, y finalmente combiné la hoja y el mango. He aquí un cuchillo de carnicero. Para terminar, lo hice de tal manera que la hoja vibrara rápidamente cuando se vertía maná en él. Y así, la Espada Mágica tipo Cuchillo de Carnicero Golem estaba completa. Tomó treinta segundos para completarlo. Y si lo digo yo mismo, estaba bastante bien hecho. Si no tengo cuidado, podría enamorarme de mí mismo.

—Muy bien. ¿Este cuchillo es lo suficientemente bueno?

—¿Eh? Ah, sí, cla-claro. —Ichika, que había estado observando cómo terminaba el cuchillo, me lo quitó con la boca bien abierta.

—¿Qué? ¿Eh? ¿Qué diablos hiciste? ¿Cómo? ¿Es algún tipo de poder especial de Maestro de Calabozo?

—Je je je je, ¡este es el poder de mi propio hechizo mágico {Creador}…!

—¡¿Qu-Qué…?! ¡Nunca he oído hablar de una magia como esa…! ¡¿Es eso una habilidad única?! —Oh, oops. Lo dije en broma, pero Ichika se lo tomó muy en serio. Estaba sinceramente conmocionada. Me fui apresuradamente a corregirme.

—Lo siento, lo siento, sólo estaba actuando genial. Es sólo una versión ligeramente personalizada de {Crear Golem}.

—¡¿Quééé?! ¡Detengan a este monstruo! ¡No puedo hacer nada como esto, de ninguna manera! ¡Eso es magia para hacer golems! —Raro. Arreglé las cosas, pero ella se enojó más.

—¿Eh? Pero ese cuchillo es un golem. Sólo una con forma de cuchillo.

—Es-Escuche, Maestro. Los golems tienen forma humana. Tienen manos, piernas, una cabeza, un cuerpo… Espera, tú también estabas haciendo esas paredes con {Crear Golem}. Ya ni siquiera sé qué está pasando…. Sé que dijiste que no tenías mucho sentido común, ¡pero esto es una locura….! —Supongo que normalmente no puedes personalizar tus habilidades. Raro, parece algo muy natural de hacer—. Puedes personalizar tus habilidades… pero sólo mezclando cosas. Como tirar una bola de fuego al agua para hacer agua caliente, o algo así. ¿Personalizar la habilidad en sí misma y convertirla en una nueva? Amigo, eso es algo que sólo los magos expertos y los investigadores pueden hacer. Sin mencionar que puede tomarte toda tu maldita vida hacer una nueva habilidad si no tienes cuidado…. Si. Maestro, confía en mí en esto. Deja de llamar a esa habilidad {Crear Golem} y dile {Crear}. De verdad. Puedes hacerlo pasar como una especie de habilidad única transmitida por una antigua tribu de lugareños o algo así. —Huh. Supongo que eso será importante para mantener un perfil bajo. Realmente no tengo la intención de usar esta habilidad frente a la gente, pero si alguna vez la necesito, lo recordaré.

Espera…. ¿Pero no tendría que cambiar el encantamiento por eso? El canto para {Crear Golem} es «Masa de arcilla, cambia tu forma y conviértete en un sirviente que obedece todas mis órdenes», así que…. Oh, y eso es cuando estoy trabajando con arcilla. Es un poco diferente cuando trabajo con madera, piedra, metal, etc. Sólo estoy trabajando con grupos de un solo material para mantener las cosas más fáciles para mí, pero es bueno que si digo el nombre de lo que estoy trabajando en el canto, se necesita menos maná para hacer cosas con él. Pero eso funciona en ambos sentidos. Se necesita mucho más maná para trabajar con la piedra si lo llamo «pedazo de madera» o algo así.

…Oh, cierto. Si juego un poco con el canto está bien, cambiar el canto por completo también debería estar bien. Vamos a intentarlo.

—Pedazo de madera, cambia tu forma y obedéceme. {Crear} —Genial. Parece que está funcionando. Vertí maná en la madera y la transformé, convirtiendo la capa exterior de la piel en cuerdas para atar a un cinturón. Luego convertí con éxito el resto de la madera en una funda (Funda Golem).

—La magia es bastante rápida y suelta con las reglas, ¿eh? Esto es bastante bueno, pero {Crear Golem} parece que requiere menos maná, así que seguiré usándolo. Aunque quizá sea porque estoy más acostumbrado.

—Woah woah woah woah, retrocede monstruo. ¡Dije que lo llamara «Crear», pero no dije nada sobre cambiar el maldito canto y la mierda! Como, ¿cómo hiciste eso? ¡¿Qué mierda fue ese canto sin sentido?! —¿Qué?

—Canto absurdo y extraño… ¿No entendiste lo que dije mientras cantaba?

—Quiero decir, he oído que los cantos son como, derivados del lenguaje que la gente usa en la antigua civilización de la magia, pero no puedo entender ni una sola palabra. —Ah. Aaah, sí, vale. Ahora lo entiendo. Probablemente puedo decir lo que significan los cantos porque mi pequeño y amigable traductor automático está trabajando muy duro para mí. No sólo eso, sino que cuando empiezo a cantar, traduce mis palabras a un lenguaje mágico. Whew. Supongo que el poder de «entender idiomas» que Dios me dio es en realidad una habilidad trampa. Ya sabes… Siento que eso puede ser suficiente para mí para hacer una vida bastante fácil en este mundo. Espera, no. Soy un Maestro de Calabozo, así que eso me hará sobresalir. No, no, no. Voy a mantener esta habilidad de hacer trampas para mí solo.

—Oh, ¿cómo está ese cuchillo? Puedo arreglarlo un poco para que se ajuste mejor a tu mano.

—…Esta es la primera vez que lo sostengo, pero todos los abultamientos y curvaturas son perfectos, como si estuvieran hechos literalmente para mi mano. ¿Qué diablos pasa con eso? ¿Eres un maestro artesano o algo así? Como la vaca sagrada, amigo. Estoy impresionado. —Acababa de imitar lo que recordaba de los mangos de los cuchillos de cocina, pero a Ichika le encantaba. Al fin y al cabo, los anunciantes de la televisión no hablaban mucho del diseño ergonómico de los mangos de sus cuchillos. (En este mundo, la gente aparentemente sólo envolvía cuero alrededor de asas cilíndricas cuando querían modificar el agarre).

—Oh, y si no te importa, vierte un poco de maná en el cuchillo y corta esta rama por mí.

—¿Eh? ¿Mana…? De ninguna manera, ¡¿esto es un cuchillo mágico?! —Ichika soltó un grito de asombro. Woah, no, tienes una idea equivocada. Obviamente, eso es sólo una (falsa) Espada Mágica. Ichika vertió maná en su cuchillo Golem, haciéndolo vibrar. Ella lo trajo hasta la rama de dos pulgadas de grosor a mi lado y lentamente lo giró hacia abajo.

—¡Woah! No sentí, como, ninguna resistencia allí.

—Muy bien, intentémoslo de nuevo, pero con tres ramas esta vez. —Claro, ella corta una rama fácilmente, pero qué tal tres El cuchillo de maná los corta a todos como si fuera mantequilla.

—Este… Esto es totalmente una Cuchilla Mágica, amigo…

—¿Eso crees?

—Las Espadas Mágicas son cualquier arma que hace algo cuando les viertes maná, así que sí. A veces ese algo se está volviendo más afilado… pero como, he visto una Cuchilla Mágica como esa y ni siquiera se ha vuelto más afilada. —Oh, Dios mío. Mis Golem Espadas son cuchillas mágicas reales y genuinas. Pueden dejar de llamarse a sí mismos Espadas Mágicas (falsas).

—Guau. Las Espadas Mágicas son sorprendentemente fáciles de hacer, ¿eh….?

—GAAAAH! De NINGUNA manera! Normalmente sólo se puede conseguir Espadas Mágicas dentro de los calabozos! No es imposible que la gente haga los suyos propios, pero son mucho menos efectivos que los normales y un equipo de herrero experto necesita varios días para hacer uno solo. Son totalmente, TOTALMENTE algo que no puedes chasquear los dedos y hacer en un minuto, ¡mi maldito amigo! —Oh cielos. Yo, uh…. Wow. Lo siento mucho.

—Ngggh, si hubiera tenido este cuchillo cuando era aventurero, definitivamente podría haber llegado a Rango-B… Podrías ganar mucho dinero vendiendo esto, ¿sabes? Serían mucho más de lo que te he costado. Estamos hablando de monedas de oro, de verdad. —Esa es una buena información. En otras palabras, puedo hacer algo que vale mucho dinero básicamente gratis. Tal vez debería poner algunos de estos alrededor del calabozo como tesoro o algo así. O podría venderlos yo mismo…. ah, espera, no. Realmente destacaría si empezara a traer una tonelada de Cuchillas Mágicas para vender.

Por cierto, revisé el Catálogo de PC Espadas Mágicas y vi que empezaban con 10.000 PC. Tenían toneladas de efectos diferentes, y los de nivel superior costaban una cantidad absurda de PC, como literalmente cientos de millones de PC, pero uno con un efecto similar al de una Cuchilla Golem sólo costaba alrededor de 20.000 PC. Bueno…. Si no es una Espada Mágica especialmente elegante, tal vez no sea un problema para mí producirla en masa y venderla? ¡Oh! Podría hacer Escudos Golem también, eso estaría bien. Podría hacerlos… vibrar constantemente, de tal forma que… puedan… ¿desviar mejor los ataques? No lo se. No creo que esa idea vaya a funcionar. De cualquier manera, es muy bueno que pueda hacer un producto que valga mucho dinero en el chasquido de un dedo. Espero poder empezar a hacer Golem Cuchillas con todo tipo de efectos diferentes. Que la espada lanzara un hechizo sería un buen comienzo. Debería empezar a experimentar más tarde para ver si puedo hacer que los golems lancen hechizos. Sí, más tarde. Eventualmente. Trataré de no olvidarme de esto.

…Ichika dijo que estas Cuchilla Golem valdrían mucho dinero, pero me pregunto exactamente cuánto. Es probable que las cuchillas de Golem aún tuvieran algún defecto importante que no había notado todavía, pero había algo más que me preocupaba más. Estaba haciendo armas equivalentes en poder a las Espadas Mágicas que valen 20.000 PC de piedra. ¿No podría hacer Golem Cuchillas de piedra y luego convertirlos en PC para hacer dinero infinito?

No, no podría. Las Cuchilla Golem sólo valían dos PC. Naturalmente, las cosas no me irían tan bien. Quiero decir, fue agradable que tuviera una forma definitiva de convertir las materias primas en PC, pero el tiempo y el esfuerzo para recompensar la proporción era demasiado baja.

Dejé a un lado las Golem Cuchillas y volví a trabajar en la posada. Las cosas iban bastante bien . Incluso había una habitación en el segundo piso que tenía ventanas de cristal. Los había hecho usando botellas de poción sobrantes, aunque había tan pocas botellas que sólo tenía suficiente vidrio para esa habitación. Tal vez haga que esta habitación sea elegante y la convierta en una especie de suite de lujo. Pero primero, veamos qué piensan mis encantadoras compañeras.

—Maestro, ¿dónde diablos está la cocina? ¿El comedor?

—Buen punto. —Ninguno de los dos era necesario ya que podía hacer comida de la nada con PC, pero no tener una cocina parecería sospechoso. Es hora de una construcción extra.

—U-Um, Maestro. No hay baños…

—…Añadiré uno con el sistema de agua.

Me olvidé totalmente de eso. Haré que los inodoros se puedan tirar de la cadena. Y Rokuko puede ocuparse de la fosa séptica cuando se llene.

—¡Keima! ¡Dame mi propia habitación, por favor!

—Haré una casa para perros a un lado para ti. —Había un montón de construcción extra que tenía que hacer.

—¡Oye! ¡¿Por qué estás siendo tan malo conmigo?! ¡Somos compañeros!

—Vamos, no seas tonta. Sólo bromeo contigo así porque somos compañeros.

—¡O-Oh, está bien! ¡No me importa entonces!

Continué construyendo la posada a alturas cada vez mayores con el consejo de mis compañeras como luz guía. Y así, justo antes de que se pusiera el sol, finalmente terminé la posada.

…La posada estaba lejos de estar terminada. No tenía una zona de baño. Una posada en la montaña necesitaba un onsen, simple y llanamente.

Y así, entré en el segundo día de construcción. Puede que ya haya terminado el edificio principal, pero terminar toda la posada en un solo día era naturalmente irrazonable. Añadí un pequeño edificio detrás de la posada con planes para convertirla en un baño completo. Para ser más preciso, había rodeado un área con paredes de madera, luego puse unos cuantos pilares y un techo en el centro de la misma, la base para un baño al aire libre. Como el diseño era más simple que el de la posada, sólo se tardó una hora en realizarlo.

En este mundo, limpiar el cuerpo equivalía a {Purificación} y nada más, aparte de tal vez frotarse con una toalla mojada si las cosas estaban realmente mal. Por lo tanto, según Ichika, los baños eran tratados como un lujo extravagante. Lo que significa que simplemente tomar un baño puede ser una gran ventaja. Pero sobre el agua caliente…

Revisé el catálogo de PC y vi que tenía tanto una [Fuente de Agua (1.000 PC)] como una [Fuente de Calor (500 PC)] en él. ¿Quizás la [Fuente de Calor] era tan barata porque estábamos en una montaña? De cualquier manera, no estaríamos comprando uno. Hice que mis golems empezaran a cavar agujeros, buscando en cambio una verdadera fuente de agua caliente. La Montaña Tsia parecía ser un volcán, así que definitivamente tendría algunas fuentes de calor dentro de ella. Si hubiera una corriente subterránea de agua corriente cerca, cavar en ella nos daría agua caliente en ese momento. Eso sería definitivamente más eficiente que buscar fuentes de calor al azar. Aunque… Encontrar la corriente de agua también es cuestión de suerte.

Desarrollé Golems Taladro para poder cavar todos esos agujeros. Los Golems Taladro fueron una obra de genialidad, si se me permite decirlo. En lugar de hacer golems con picos o palas en las manos, hice golems que tenían todos sus cuerpos construidos para la excavación. Creo que se les llamaría una tuneladora* o algo así en la Tierra. De cualquier manera, tenían un taladro dedicado a cavar eficientemente a través de túneles sin una pizca de desechos. El Japón moderno tendría problemas para lidiar con toda la tierra y la piedra excavadas, pero nosotros, los de la facción de los calabozos, podríamos retirar toda esa tierra sin ningún tipo de problema. Básicamente, Rokuko expandiría los límites del calabozo y retiraría el exceso de material a medida que avanzaba la excavación. Y ese es el secreto detrás de cómo hice que un Golem Taladro de treinta centímetros de ancho excavara constantemente en el suelo en busca de calor.

<<Traductor Endless: https://www.youtube.com/watch?v=MuYdnzcQXhk >>

<<Tambien es conocida como excavadora de tuneles>>

…En serio, ¿por qué no pensé en esto antes? Podría haber hecho el piso del laberinto subterráneo mucho más fácil si me hubiera dado cuenta de esto durante la Batalla de Calabozos. Esto debería haber sido lo primero, mucho antes que hacer drones con botellas de vidrio. Perdí mucho tiempo de sueño debido a esto. Reemplacé al equipo de golems con picos ampliando la sala de goblins con un nuevo equipo de Golems Taladro, lo que aceleró enormemente las cosas. El equipo en la sala de los goblins había sido puesto allí originalmente sólo para extraer materiales, que ya no necesitaba, pero en ese momento pensé que sería mejor cavar hasta el otro lado de la montaña. Tal vez podría cobrar un peaje por pasar por el túnel después de completarlo. Jeje. El futuro se presenta prometedor. A veces, los sueños que tengo despierto son bastante agradables.

Por cierto, tenía a Rokuko y a más golems cavando bajo tierra para expandir el calabozo más abajo. Gracias a mis conocimientos de la Batalla de Calabozos, excavamos mucho más eficientemente que antes. Todo ese espacio vacío significaba que íbamos a hacer unos pisos enormes. Podía rellenar las paredes con golems y PC más tarde, así que todo lo que importaba ahora era asegurar un montón de espacio.

Sí… Nos estamos acercando a PC ahora. Cuesta cinco mil de PC añadir un nuevo piso, lo que es difícil, pero… Quiero ampliar el calabozo antes de abrir la posada. Teníamos dos plantas superiores y tres plantas inferioes (dos de las cuales formaban parte del laberinto), lo que significaba cinco plantas en total. Quería al menos dos plantas más, e incluyendo el contenido de cada planta, costarían 10.000 PC por planta. En otras palabras, gastaría 20.000 PC. Lo que dejaría un total de 100.000 PC. Eso es muy poco. Voy a tener que arreglarmealas ahora.

***

Hice un Golem Vestible para Ichika. Esta vez, basé el diseño en una [Vestimenta de Doncella Azul Marino (500 PC)]. Eso fue lo que surgió cuando busqué en el Catálogo algunas prendas de vestir para una recepcionista de posada. No era tanto un traje de criada de verdad es mas como un cosplay, pero venía con guantes, medias, una diadema, e incluso ropa interior además del traje de criada en sí. ¿No es barato para algo que sólo cuesta 500 PC? Oh, y por supuesto, venía con medias de rodilla y sus ligueros. Esos dos son muy importantes para mí y no aceptaré ningún traje de criada sin ellos. Estoy hablando de la función, ¿de acuerdo? Confía en mí. El golem no puede ayudarla adecuadamente a menos que le cubra las piernas más allá de las rodillas.

Fue un poco vergonzoso convertir las bragas y los calcetines de rodilla en golems, pero me las arreglé para obligarme a coser (esconder) Piedras Mágicas en ellas, convirtiendo con éxito todo el conjunto en un golem. Te estarás preguntando si este tipo de ropa es normal en este mundo, pero cuando le pregunté a Haku sobre el traje de mayordomo que llevaba su compañera, me dijo que también existían trajes de criada. Por supuesto, la tela y todo lo demás también consistía en materiales que existían en este mundo. No había ningún problema con su atuendo… probablemente.

—¡Santas bolas de queso, este traje es increíble! ¡¿Realmente me dejas tener esto?!

—Sí, asegúrate de ponértelo.

—Awwww. Eso se ve muy bien. Keima, dame uno de esos trajes también.

—Te voy a hacer pasar por el dueño de la posada, así que te haré un vestido como el que usa Haku.

—¡Yey! Gracias, Keima! ¡No puedo esperar!

—Niku, te conseguiré un traje a juego, ya que tú también serás empleado de la posada. Empieza a usarlo la mayor parte del tiempo de ahora en adelante.

—¡Está bien! —Estaba un poco preocupado de si podría o no conseguir un traje de criada del tamaño de Niku, le di a Ichika su uniforme.

—Oh amigo, nunca había visto bragas de encaje antes. Tiene buen gusto, Maestro. —Ichika hizo todo lo posible para separar la ropa interior con los dedos y enseñármela.

—Lo siento, pero mis gustos son un poco más bajos que eso.

—…Bien, eres uno de esos tipos en pies. En el mercado, ¿preguntaste por una esclava de pies o piernas sexys o algo así?

—Sabes, recuerdo que él también hablaba de mis pies así.

—Oh hoooh. —Ichika sonrió después de escuchar a Rokuko murmurar.

—Heeeey, Maestrooo. ¿Quieres verme…. ponerme estas medias?

—… ¿Qu-Qué acabas de decir? —¡Va directo a mi punto más débil…! ¡Chica lista!

—…Ya sabes, soy tu esclavo, Maestro. No necesitas contenerte en absoluto. —Mierda. Quiero verlo. Quiero verlo ahora mismo. Demasiado. Reflexivamente terminé mirando los pies de Ichika, pero ella notó algo mientras frotaba los calcetines y dejó de bromear.

—Espera. ¿Por qué hay piedras mágicas en esta ropa?

—¿Eh? Bueno, para que puedan ayudar aunque no estés en el calabozo.

—Lo siento, debería haber preguntado esto primero. Esto es… ¿Esto es un set de Equipo Mágico?

¿«Equipo Mágico»? Nunca había oído esa palabra antes, pero aparentemente se refería a equipos que tenían propiedades especiales que se activaban vertiendo maná en ellos, igual que las Espadas Mágicas. Tiene sentido. Las armas mágicas existen, así que los Equipos Mágicos existentes no son nada raros. Si una espada podía convertirse en una Espada Mágica que se afilase al ponerle un poco de mana, el equipo que aumentaba la fuerza del portador y ayudaba a su movimiento era más que digno de ser llamado Equipo Mágico. Naturalmente, tal equipo era tan difícil de hacer como lo eran las Espadas Mágicas, e Ichika aparentemente nunca había oído hablar de que la ropa normal fuera Equipo Mágico. Bueno…. Si nadie ha oído hablar de él, nadie se dará cuenta. Probablemente Está bien, interpretaré esto como si les pareciera bien usar esta ropa todo el tiempo.

—Oh, por cierto, Keima. Estás haciendo ropa nueva para todos nosotros, ¿pero qué hay de ti?

—Mi plan es prestarte estos esclavos y hacer que trabajen bajo tu mando, mientras yo uso el dinero resultante para alquilar una habitación y hacerme pasar por un aventurero que duerme como un tronco todo el día, así que sí. Este traje es lo suficientemente bueno para mí.

—Oh chico, Keima. Eso realmente te hace sonar como un fracaso de un ser humano. Bueno, mucha gente con esclavos termina así también, pero aún así. —Sí, yo también lo creo. No voy a discutir porque es la verdad.

—Estoy bien mientras pueda dormir. La gente puede decir lo que quiera de mí. Mi reputación en Tsia probablemente ya sea terrible, de todos modos. Dejé sola a Niku después de que fuimos a la búsqueda de la quest del baño.

—No lo sé, mi amigo, los dueños de esclavos haciendo que sus esclavos hagan todo su trabajo es muy común. Pero, ¿hiciste que Niku limpiara un baño por su cuenta? Duro. En realidad es un trabajo bastante duro. Es totalmente normal que los esclavos lo hagan, pero sí, maldición.

—No, en realidad limpié todo el baño con una sola purificación. —No hice nada que hiciera que Niku me odiara… y así, puedo dormir tranquilo con la conciencia tranquila. Plan perfecto, ¿eh?

—¡Nunca lo odiaría, Maestro! —Jeje, así es. No podría dormir por la noche si mi propio dakimakura me odiase, después de todo. Cuidaré bien de ti. Le froté la cabeza a Niku. Su cola se movía de lado a lado de una manera muy linda.

—A ella le importa más que su amo duerma bien que su reputación en las calles, ¿eh? Genial, genial. Supongo que acabas de hacer que Niku se quede en el baño con un montón de herramientas de limpieza, ¿entonces? Es un dinero bastante fácil.

—Sí, con un montón de herramientas de limpieza. —Espera…. En realidad, no creo que le diera herramientas.

—…Niku, dijiste que alguien vino mientras me esperabas, ¿verdad? ¿Te preguntó qué usabas para limpiar el inodoro?

—Sí, lo hizo.

—¿Qué has dicho?

—¡Le dije que estaba usando las manos, los pies y la boca como debía! —Respondió Niku, su tono lleno de orgullo y confianza. Oh mierda.

—Espera, eso es demasiado intenso. ¿Por qué dijiste eso?

—¿Eeeh? ¿No debería haberlo hecho? ¡Lo siento! —Niku palideció y entró en pánico un poco. Ichika, viendo eso, descubrió algo.

—Aaaaah, Maestro, déjeme adivinar. ¿Conseguiste a Niku del mercado de esclavos de los barrios bajos?

—…Solía ser la esclava de unos bandidos, así que probablemente vino de los barrios bajos, sí.

—Hum… —Ichika asintió, con una expresión algo triste. Luego miró a Niku a los ojos.

—¡Niku! Normalmente, se usan cepillos y cosas para limpiar los baños! También se puede usar agua de los pozos! Y esto es lo más importante: ¡tu cuerpo no es un utensilio de limpieza!

—¡¿Eh?!

—¡¿Qué?! —Me quedé atónito al escuchar a Ichika decir eso con una expresión mortalmente seria en su cara. Pero parecía que Niku realmente no lo sabía. Mierda, ¡¿qué tan terribles son los mercados de esclavos de los barrios bajos?!

—Uh-huh. No me había dado cuenta hasta ahora porque está muy limpia y bien vestida, pero sí. Los mercados de esclavos tratan a sus esclavos peor que a la basura…. Y los esclavos bestias son tratados peor que eso. La mayoría de ellos mueren antes de ser vendidos, de verdad. Cualquiera que crezca en un lugar como ese tendrá una perspectiva confusa del mundo…. Niku, has trabajado muy duro, ¿verdad? —Ichika abrazó con fuerza a Niku y le dio palmaditas en la cabeza… aunque terminó asfixiándose la cara con sus tetas.

—Muchos esclavos se enferman por limpiar baños y mueren… Bestia o no, los niños no tienen la fuerza que tienen los adultos. Para empeorar las cosas, los esclavistas patean y golpean a los esclavos por diversión. Los usan como sacos de boxeo para probar sus habilidades. A muchos esclavos les cortan las extremidades sin razón. Los niños bestias valen un par de monedas de cobre en el mejor de los casos, así que los esclavistas sólo los ven como juguetes con los que jugar. Incluso aquellos que tienen la suerte de sobrevivir no tienen ninguna posibilidad de ser comprados por alguien respetable. No en los barrios bajos. Sus vidas son un infierno de principio a fin. —Escuchar eso es suficiente para hacerme sentir como una mierda. Ouch.

—…Niku, sufriste mucho más que yo, ¿eh?

—R-Rokuko? —Rokuko abrazó a Niku desde el lado opuesto de Ichika.

—Soy una especie de calabozo débil y me intimidan mucho, pero Haku siempre ha estado ahí para mí, así que las cosas nunca fueron peor que eso. Mhm. Seré un poco más amable contigo de ahora en adelante. De nada.

—Rokuko…

—I-Incluso te daré algunos de mis [Rollos de Melón]. Sólo un mordisco, sin embargo. —Yo… Yo supongo que esta es Rokuko tratando de ser amable. Pero de todos modos. Los mercados de esclavos de los barrios bajos pueden tratar a sus esclavos peor que la basura, pero no estoy planeando tratar de destruir los barrios bajos, o liberar a todos los esclavos bestias. No quiero hacer algo de lo que no pueda responsabilizarme, y la gente tratará de que me maten por hacer algo así. Dejaré ese tipo de cosas a los héroes invencibles. Lo mejor que puedo hacer es liberar a Niku antes de que se asfixie en el escote de Ichika.

—Ooooh, ooops! Lo siento, Niku. ¿Estás bien?

—S-Sí…. —Sus piernas se veían un poco temblorosas, pero estaría bien.

—Ah, claro. Keima. Nos salimos del tema, pero en serio, ¿de qué hablaban hace un segundo? En serio, tienes que contarnos todos los detalles de esta posada. Todavía estamos en la oscuridad aquí.

—Estás hablando de que te preste a mis esclavos y que duerma todo el día como un aventurero, ¿verdad? Muy bien entonces. —Empecé a hablarles de la Operación: Posada.

Primero decidí construir una posada para asegurarme un lugar seguro para dormir, pero considere esto: la pequeña y segura [Cueva Ordinaria] de repente explotó en un calabozo de tamaño decente, e incluso se construyó una posada frente a ella de la nada al mismo tiempo. ¿Qué pensaría la gente de eso?

Respuesta: Sospecharían mucho.

Así que decidí tratar de hacer que todo encajara lógicamente para poder explicarle las cosas a la Gremio. Sin mencionar que Haku me estaba ayudando con esto.

—El dueño de esta posada será Rokuko, hermana pequeña del aventurero de Rango-A Haku. La posada fue construida por uno de los socios de Haku, que lo hizo en poco tiempo con sus habilidades. ¿Estamos todos en la misma página hasta ahora?

—Mi hermana definitivamente conocería a alguien capaz de hacer una posada en un solo día, o al menos de traer una de otro lugar. Después de todo, tú mismo lo hiciste, Keima.

—Eso es todo. Bueno, asegúrate de mantener en secreto el hecho de que yo mismo lo hice. Probablemente sería molesto si la gente lo descubriera. —Todos estuvieron de acuerdo conmigo hasta ahora. La propia Haku sugirió que nos centráramos en presentar a Rokuko como la hermana pequeña del aventurero de «Rango-A Haku». Sería bueno para ambos que Rokuko tuviese una identidad reconocible. Puede que haya gente que se enfade con Haku sobre Rokuko, pero para eso estaba el calabozo. Si las cosas se pusieran peligrosas, podría escapar a la Sala Maestra. Teníamos muchas opciones.

—De allí, me encontré con Haku, y una cosa u otra me llevó a prestar mis esclavos a su hermana pequeña y dueña de esta posada. Bam. Mi papel será actuar como un aventurero que se queda en la posada y duerme todo el día.

—¿No vas a hacer eso porque quieres…? Eso no es un papel, sólo eres tú mismo…

—¿De qué estás hablando, Rokuko? En realidad soy el Maestro del Calabozo, ¿recuerdas? Este es un papel importante para mí.

—¡Oh, claro! ¡Ahora lo entiendo! —Quiero decir, no voy a decir que NO soy un Maestro de Calabozo, así que técnicamente no estoy mintiendo! Y si lo piensas, los esclavos que trabajan para hacer la vida de su amo más fácil es básicamente sentido común. Aunque, hay tantas cosas relacionadas con la posada y el calabozo que sólo yo puedo hacer, probablemente terminaré trabajando de todos modos…..

—¿Qué? ¿Pero por qué tu papel tiene que implicar que duermas todo el tiempo, amigo?

—Será mucho más fácil esconder un montón de cosas si supuestamente estoy en mi habitación todo el tiempo. No es que pueda hacer cosas de Maestro de Calabozo delante de la gente.

—Sí, te entiendo perfectamente. —Bueno, aún así, probablemente habrá muchas cosas que la gente encontrará sospechosas. Pero todas esas pequeñas contradicciones pueden ser borradas con una simple frase: Quiero decir, ¡estamos hablando de un aventurero de Rango-A!

—¡Es perfecto!

—Lo sé, ¿verdad? —Miré a Ichika, queriendo saber si mi plan no volaría en este mundo por alguna razón.

—Mi amigo. ¿Rokuko y tú realmente conocéis a Haku, la Diosa de las Alas Blancas? En plan, ¿en serio?

—¿Eso es lo que te preocupa? Sí, lo tenemos. Y nos dio permiso para decir estas cosas. Dijo que podíamos usar su nombre todo lo que quisiéramos si eso significaba ayudar a Rokuko.

—Co-Como, ¿en serio? Quiero decir… Con su apoyo, podemos decir lo que queramos y nadie nos cuestionará, amigo. La Diosa de las Alas Blancas es una aventurera de Rango-A y una de las más importantes de la capital imperial. Además, es socia de Chloe, el Demonio de Alas Negras, y de otros cuatro grandes aventureros conocidos como los Cuatro Valientes, que forman el grupo Rango-S, los Cazadores de Calabozos. Tiene tanta autoridad y poder que nadie la va a cuestionar. Nadie. —En otras palabras, Ichika estaba respaldando mi plan. Por cierto, le pregunté a Haku antes de que todo esto empezase si podíamos enmarcar la posada en algo que ella quería egoístamente por razones personales, y que posteriormente le fue confiado a Rokuko debido a que quería que un miembro de su familia de confianza la gestionase en su lugar. Lo había planeado con antelación después de ganar la batalla del calabozo.

Enmarcarlo de esa manera tenía el beneficio extra de permitir que Haku viniera a esta ciudad alejada sin levantar sospechas. Nadie la culparía por querer ver a su hermana pequeña. Aunque, Haku se había dado cuenta de eso inmediatamente… o mejor dicho, Haku había preparado más o menos las cosas para que fuesen así. Después de la Batalla del Calabozo, Haku me había preguntado qué iba a hacer. Le dije que podría establecer una posada, a la que ella dijo: «Oh, ¿y supongo que Rokuko será presentada como la dueña? En cuyo caso, necesitarás mi ayuda. Muy bien. Te permitiré usar mi identidad de aventurero como desees. Pero a cambio, haz un buen trabajo, ¿entiendes?» Sí, no había pensado en ello con tanta antelación. Sabía que quería hacer una posada onsen, pero no se me había ocurrido ninguna idea de cómo hacer que la gente no sospechara de una posada que apareciera de la nada junto a una calabozo masivamente expandido. Y sin embargo, la aprobación de un aventurero de Rango-A cayó directamente en mis manos.

Y ya sabes, pensando en ello, Haku está haciendo todo lo que quiere como aventurera, ¿eh? Tiene dos nombres y un grupo fuerte llamado los Cazadores de Calabozos. ¿Destruyen calabozos en su tiempo libre? ¿Qué? Dudo que venga a por nuestro calabozo o el Laberinto de Marfil, pero aún así.

—Peroooo ya sabes, es súper gracioso que vayamos a decir que el líder de los Cazadores de Calabozos es la hermana mayor de un Núcleo de Calabozo de verdad. Que ironía. —Jajaja, sí. La verdadera ironía es que ella también es una Núcleo. Ah, sí, todavía estoy escondiendo la verdadera identidad de Haku de Ichika. Esclavo o no, esa información no es algo que deba difundir a la ligera.

—…Espera, espera. ¿Esto está realmente bien? ¿Va a funcionar de verdad?

—¿Qué te pasa, Keima? Definitivamente funcionará. Tenemos a mi hermana de nuestro lado.

—Sí, mi amigo. Estaremos totalmente bien. —Uhhh, ya sabes, esperaba que como eres el único aquí familiarizado con el funcionamiento de este mundo, me ayudarías a resolver los detalles más finos y esas cosas. Quiero decir, soy uno para hablar, pero este plan es ridículo. Está lleno de agujeros. ¿Podrías tirarme un hueso aquí? He desarrollado la historia de fondo para un mago llamado Narikin que es un experto en magia de la tierra y es un viejo amigo de Haku. Supongo que no lo necesitaremos. Supongo que no. Hice una máscara genial por si lo necesitábamos. ¿Estás segura de que no lo haremos?

Día 42

Era el tercer día de construcción de la posada… o lo sería, si no me hubiera tomado el día libre para restaurar algo de maná. Para ser honesto, en realidad no necesitaba restaurar el maná ni nada. Había usado {Crear Golem} tanto mientras me tomaba pociones de maná durante la Batalla de Calabozos que apenas necesitaba maná para hacer golems en este momento. Sólo quería un día de descanso ya que había estado trabajando muy duro últimamente. Los sentimientos son importantes. Además, los golems estaban excavando el onsen mientras yo descansaba, así que sí.

Sin embargo, todavía me quedaban muchas cosas por construir. Aunque podía comprar comida con Puntos de Calabozo, la gente sospecharía si no tuviera campos y cosechas. Así que necesitaría hacer algo. Afortunadamente, los campos de remolacha de azúcar que tenían algunos golems experimentales y a Testle construyendo estaban avanzando muy bien, así que podría añadir un campo de hortalizas cerca de ellos. Aun así, podría comprar las verduras con PC y hacer que los golems se encargaran del resto. Lo único que yo tenía que hacer personalmente era construir un muro alrededor de los campos, más o menos.

Ichika y Niku habían talado un número sorprendentemente grande de árboles en los últimos dos días, así que les dejé tomar el día libre conmigo. Secé todos los troncos a la vez con el hechizo de la Magia de la Supervivencia {Secar}, que aturdió a Ichika. Según ella, la madera se astillaba y se volvía inútil si se intentaba secarla con {Secar} demasiado rápido. Sin embargo, todo se fusionó cuando usé {Crear Golem}, así que no fue gran cosa para mí. Y entonces, mientras yo estaba holgazaneando en mi [Futón] en la Sala Maestra, Ichika de repente dijo algo.

—…Espera un segundo. ¿No es usted un Rango-F, Maestro? Este calabozo definitivamente va a ser un calabozo de Rango-E, seguro. Si no tienes cuidado con esas Espadas Mágicas, podría terminar como una mazmorra de Rango-D.

…no esperaba eso en absoluto. Naturalmente, sería un asco si no pudiera entrar en mi propio calabozo. La posada estaba ubicada en las regiones de los calabozos, así que no me quedaría fuera de ella ni nada, pero seguiría siendo un problema definitivo. La solución más simple sería elevar mi rango. Subir a Rango-E desde Rango-F sólo llevó completar diez misiones de Rango-F y una prueba de combate administrada por el Gremio.

—La prueba de combate es algo tan simple como matar goblins, ¿verdad? Si es así, el principal problema aquí son las diez misiones…. La única búsqueda del Rango-F que conozco es la del exterminio de goblins.

—Quiero decir, ¿qué tiene de malo cazar goblins, amigo mío? Me clasifiqué sólo por cazar jabalíes. —Y así, me puse a trabajar invocando goblins y recogiendo suficientes orejas derechas para cumplir las misiones….

…No. Naturalmente, no soy tan monstruo como para convocar a un montón de goblins y luego cortarles las orejas. Los goblins salvajes son una cosa, pero debo mucho a los goblins convocados. Diablos, Gobsuke se sacrificó para proteger el núcleo del calabozo. Incluso yo me sentiría como basura convocándolos en masa y mutilándolos.

—Supongo que iré a cazar goblins salvajes… —Rokuko ladeó la cabeza, confundida.

—Si quieres orejas de goblin, ¿por qué no las compras con PC?

—¿Eh? ¿De qué estás hablando, Rokuko? No podemos hacer eso…. ¿o sí?

—Hay [Garras de Dragón] y cosas en la sección de tesoros del Catálogo, así que no veo por qué no. —Por qué no, en realidad. Revisé la sección de tesoros del catálogo, pero no había orejas de goblin. Tiene sentido. Es difícil llamar tesoro a las orejas de un goblin. Pero no me di por vencido. Revisé las otras secciones y…. encontré orejas de goblin debajo de la sección de materiales. Orejas derechas de goblin. Uno por seis PC. Cinco por treinta PC, lo que nos haría ganar treinta monedas de cobre. Cuestan tanto como la recompensa de la búsqueda.

—¿Por qué está vendiendo orejas de goblin y específicamente derechas? ¿Y por qué son un material?

—Esto es sólo una suposición, pero tal vez sea porque el Gremio recicla las orejas en fertilizante con una receta especial? —Aunque no tienen que ser las orejas correctas, el Gremio aparentemente hizo una receta usando las orejas derechas después de luchar para lidiar con todas las que les dieron como parte de las misiones. Si los tiraban, los aventureros los recogían y trataban de entregarlos de nuevo, así que tenían que hacer algo con ellos. Hombre, no puedo creer que alguien que haga eso realmente exista…. Oh espera. Estoy tratando de hacer básicamente lo mismo. Estos pueden ser orejas frescas, pero es difícil decir que estoy siguiendo el espíritu de la búsqueda. El objetivo es animar a los aventureros a que se ocupen de los goblins que dañan las cosechas, después de todo. Pero como sea. Esto está muy bien. Me importa más mi tiempo que eso. La búsqueda dice que hay que traer orejas, y eso es todo. No estoy rompiendo ninguna regla.

—Pero las pequeñas reglas no son nada para un poderoso Rey Demonio como tú, ¿verdad, Maestro?

—No soy un Rey Demonio, en serio. —Por última vez, soy un Maestro de Calabozo. Hay una gran diferencia.

—Veamos, ya hemos hecho la búsqueda una vez, así que… Sólo necesitamos cuarenta y cinco más. Eso es 270 PC. —En otras palabras, alrededor de dos días de nuestro ingreso diario actual de PC. Oh, cierto. Desde que Ichika impulsó las cosas, nuestros ingresos diarios de PC son ahora de 160 PC al día. 60 PC en un día significa que es al menos tan fuerte como tres bandidos fuertes, ¿no es así? Diablos. ¡Justo lo que esperaría de un antiguo aventurero del Rango-C….! ¡Ella es fuerte!

En cualquier caso, el problema se convirtió en explicar de dónde sacamos todos las orejas. La solución, sin embargo, era simple. Puse a un goblin engendrador dentro del calabozo. Aparentemente, un goblin engendrador podría convocar hasta cinco goblins a la vez. Engendraría uno nuevo cada vez que muriera uno de los cinco existentes, siempre y cuando tuviera suficiente maná almacenado.

Además, coloqué un generador de gelatinas junto a él como fuente de alimento para los goblins. Las gelatinas eran monstruos baratos, lamentablemente inútiles y sin ninguna función en el combate. Uno solo tenía un costo de sólo 1 PC, así que incluso el generador sólo me costo 100 PC. Parecían manchas de gelatina en forma de cuenco con tentáculos que crecían de ellos. Eran básicamente los slimes débiles de este mundo. Podrías derrotarlos fácilmente con magia o con un puñetazo bien colocado. Por cierto, un slime fuerte sería inmune al daño físico.

—…¿Saben bien?

—No saben a nada. Son básicamente agua. —Hice un gesto con una gelatina invocada y la toqué. Mi dedo se hundió en su… ¿esponjosa carne? Me sentí bien. Aunque, a juzgar por la forma en que mis dedos se estaban mojando con agua, definitivamente no querría usar uno como almohada.

Me adelanté y puse generador de golems en el segunda y tercera planta, el laberinto. Cada uno cuesta 10.000 PC. También podrían convocar hasta cinco golems cada uno. Y como los golems eran monstruos, tenían piedras mágicas dentro. Eso tenía implicaciones obvias. Estos golems probablemente terminarían siendo una buena fuente de ingresos para los aventureros.

En total, puse cinco generadores de goblins y diez generadores de gelatinas en el primer piso, más tres generadores de golems en cada uno de los pisos del laberinto. Estaba en medio de la construcción de los pisos cuarto y quinto de las plantas inferiores (Que van hacia abajo :u), pero…. No los necesitaba todavía. Ni siquiera estaba seguro de si algún visitante llegaría tan lejos en primer lugar.

…Con todo eso hecho, nos quedaban 60.000 PC. Oh hombre. ¿Ya estamos tan cortos de capital? Perder fondos no es bueno para la salud mental de uno. Tengo que reducir los gastos. De todos modos, tenemos lo necesario para llegar a Rango-E ahora. Preguntaré qué tenemos que hacer para volver a subir de rango en caso de que nuestra calabozo acabe siendo restringido a los Rangos-D y superiores.

—Ichika, ¿recuerdas lo que tenemos que hacer para pasar de Rango-E a Rango-D?

—Creo que son… Cien misiones en total y una prueba de combate en el Gremio. Querrán ver lo bueno que eres para luchar contra otros humanos. No hay necesidad de preocuparse por eso, sin embargo. Tú y Niku aplastarían esa basura, créeme. Pero no sé nada de Rokuko. —Luchando contra otros humanos, ¿eh? Puede que necesite un plan de respaldo para eso. Por suerte, tenemos a un antigua aventurera Rango-C de nuestro lado. Si puedo enseñar a nuestros Golems Vestibles las técnicas de combate que Ichika ha ido construyendo a lo largo de los años, deberíamos ser capaces de potenciarnos rápida y duramente. Incluso Rokuko podría cuidarse sola en una pelea.

—Llegaste hasta Rango-C sin haber aprendido una habilidad, ¿verdad? Eso debe significar que eres muy fuerte. ¿Crees que eres tan fuerte como un capitán caballero?

—No lo sé amigo. Puede que sea más fuerte que un capitán débil, pero probablemente perderé contra la mayoría de ellos…. Eh. Lo mejor que puedo hacer es sostenerme en un uno contra uno con un minotauro. —Supongo que así de fuerte tienes que ser para llegar a Rango-C, ¿no? Espera, no. Si tuviera una habilidad, ¿supongo que también sería capaz de vencer al minotauro por su cuenta? Definitivamente hay habilidades que no tienen nada que ver con la magia. Como {Corte}, que provoca un fuerte… corte (xD). Podría ser inteligente para mí aprender algunas de esas habilidades también.

—Ichika, ¿te importaría ayudarme a entrenar? Y con eso quiero decir, ayudar a entrenar a Niku.

—¿Qué hay de usted, Maestro?

—Estaré observando. Es un trabajo muy importante. —Realmente es importante para mí observar sus movimientos a través del monitor del calabozo para registrarlos, y luego enseñarles a los golems los mismos movimientos a través de la repetición. Quería hacer golems más parecidos a los humanos en forma de maniquíes que fueran útiles como compañeros de combate. No habría inconvenientes en hacerlo.

—Ah, pero ya sabes, no es como si tuvieras que preocuparte por aumentar el rango individual de cada uno. Será mucho más fácil subir tu rango en una party*. Hay una regla como: “Cuando todos los miembros de una party están juntos, reconocemos que su rango colectivo es más alto”, o algo así. Rokuko estará bien si tú y Niku están en su party. —Rango de party. Supongo que es como un sistema en el que se salta a través de aros para obtener beneficios especiales. Oh sí, recuerdo haber oído que la party de Haku Cazadores de Clabozos es Rango-S cuando todos los miembros estaban juntos. El rango de party probablemente existe para ayudar a aquellos que no son tan buenos en el combate real, como los magos y otros en funciones más indirectas y de apoyo. Sin mencionar a los nobles. Por ejemplo, si un niño rico quiere explorar un calabozo por cualquier razón, puede unirse a una fiesta con sus fuertes guardaespaldas y entrar en calabozos Rango-C de esa manera. O desde la perspectiva opuesta, ya que la party también toman exámenes escritos juntos, los miembros más inteligentes de la party pueden respaldar a los guerreros cabeza hueca para asegurar su ayuda en el calabozo. En cualquier caso, no tendremos ningún problema a la hora de clasificarnos con la ex aventurera de Rango-C Ichika de nuestro lado.

<<Traductor Endless: La palabra “party” literal significa “fiesta” pero en este contexto se usa para referirse a un grupo de personas o un equipo, se usa mucho en el lenguaje gamer angloparlante.>>

—Bueno, Niku es definitivamente mucho más fuerte que el promedio de Rangos-C, así que sí. Uh-huh. —Espera…. ¿La estoy arrastrando hacia abajo? He estado un poco preocupado por eso, honestamente.…

Día 43

Cuarto día de la construcción de la posada. Ya estaba casi terminada, y ya había hecho mía una de las habitaciones. El onsen era lo único que quedaba, más o menos. Tenía suficiente madera para terminarlo por mi cuenta, así que mientras tanto tenía a Ichika y Niku entrenar mientras tanto. Niku estaba en su Golem Vestible Mark 2, mientras que Ichika estaba en su Traje de Criada Golem. Para las armas, les había preparado versiones de madera de sus armas normales. Las armas de madera sólo tenían forma de espadas.

—¡Woooah, vaca santa! ¡¿Qué pasa con esta ropa?! No estoy usando mis músculos en absoluto, pero me siento muy fuerte…. Wow, supongo que este es el secreto de Niku. Definitivamente seré capaz de hacer algunos trucos locos con estos bebés.

—Quiero probar un montón de movimientos hoy, por el amor de Dios. —Mi trabajo consistía en verlos discutir… o más exactamente, abrir el monitor del calabozo y filmarlos. Había puesto mi Golem Vestible en un Golem Maniquí con forma mucho más humana. Si repitiera lo que estaba pasando en la pantalla, dominaría los movimientos perfectos para ayudarme y se convertiría así en el primer Golem Vestible verdaderamente completo. Esto fue mucho más fácil que lo que hice antes, ya que no tuve que enseñarle los movimientos yo mismo. Si fuera un robot, tendría que programar en detalle el ángulo exacto para mover mis piernas, brazos, etc. No, gracias.

En cualquier caso, era muy conveniente que mi rango de party subiera sin hacer nada si los miembros de mi partido eran lo suficientemente fuertes. Muy conveniente, muy agradable. Ni siquiera quería ser un aventurero en primer lugar. Sólo quería pasar un buen rato y dormir todo el día. Y aún así, tengo la sensación de que he estado trabajando mucho últimamente. ¿Qué pasa con eso? ¡Bueno, ya no más! ¡Es hora de que me ponga a dormir! Me zambullí en el [Futón] esparcido en el suelo de la habitación de mi posada mientras grababa a Niku e Ichika entrenando.

—¡Keima! Finalmente llegamos a una fuente de agua subterránea! Y hace calor! —Trato de dormir… ¿y esto es lo que consigo? Quiero decir, no me voy a quejar de encontrar agua para los onsen, pero vamos.…

—Muy bien. Empezaré a conectarlo a la bañera y todo eso, supongo.

—Um, por cierto. Probablemente debería haber preguntado sobre esto antes, pero ¿qué es un onsen?

—Sólo un cálido charco de agua en el que te sientas dentro. Se siente bastante bien. El agua caliente también ayuda a que la sangre fluya, así que es saludable.

—Guau. ¿Puedo entrar yo también?

—Claro, pero no sé si será especial para un Núcleo de Calabozo que no necesita comer, dormir o incluso usar {Purificación}.

—Soy el dueño de esta posada, así que es importante que revise esto. —Rokuko se puso muy ruidosa. Me alegra que estés motivado. Trabaja duro en mi lugar, amigo.

—A veces apestan, dependiendo de lo que haya en el agua.

—¡¿Apestan?! Los humanos son raros. ¿Quién querría meterse en agua tibia apestosa? Mmm…. ¿Crees que la purificación se desharía del olor?

—……… —Lo siento, lo siento. Honestamente, lo único que se me pasó por la cabeza fue el hecho de que sería agradable dormir después de pasar algún tiempo en un onsen. Ni siquiera pensé en el olor. A algunas personas les gusta el olor a azufre, pero como es de esperar de un olor más comúnmente comparado con el de los huevos podridos, mucha gente tuvo dificultades para acostumbrarse a él. Un onsen sulfúrico podría tener un impacto negativo en las armas y demás, por lo que uno de ellos sería bastante malo para una posada comercializada hacia los aventureros. Bueno, de cualquier manera, tengo que ver qué tipo de cosas es antes de tomar cualquier decisión.

Revisé el mapa y vi que habían tocado agua a unos cien metros bajo tierra. Eso fue mucho menos profundo de lo que esperaba. Expandí los límites de la mazmorra alrededor de la fuente de agua y saqué un poco de agua caliente, que luego coloqué en un Golem de Madera en forma de cubo. Había hecho el cubo después de decidir que los onsens realmente necesitaban cubos.

—…Está claro. No huele, y también está bastante caliente. —No llegué tan lejos como para probar el sabor, pero el agua estaba lo suficientemente limpia como para que probablemente estuviera bien hacerlo. ¿Hm? Espera, creo que recuerdo que Ichika dijo que es una experta en probar venenos o algo así. No le diré que beba esto, pero aún así podría saber si es venenoso o no.

—Ichika, deja de entrenar un minuto y ven aquí.

—¿Hm? Bien, lo tengo. Estaré allí en un segundo. —Saqué la cabeza por la ventana y llamé a Ichika, interrumpiendo su duelo. Ella vino enseguida, así que me adelanté y le enseñé las cosas del cubo.

—¿Podrías echarle un vistazo a esta agua por mí? No estoy seguro si está envenenado o algo así.

—Oh, déjame echar un vistazo. —Ichika agarro el cubo y, sin dudarlo un instante, empezó a tragar el agua.

—¡¿Qué demonios?! ¡¿Qué estás haciendo, Ichika?!

—Fwaah. Bien, si no estoy muerto en dos horas, definitivamente no está envenenado.

—¿Y si está envenenado?

—Aaah, estaba bromeando sobre lo de estar muerto. En el peor de los casos, me dolerá el estómago o algo así. Su olor, sabor y claridad son suficientes para que me dé cuenta. Fufufufu… ¿Estabas preocupado por mí? Graciiiaaaas♪ —Ichika sonrió como avergonzada.

—…S-Sí. Estaba un poco preocupado, seguro. Si murieras, me quedaría sin cincuenta grandes monedas de plata.

—Claro, ciertooo. Pero créeme, no quiero morir tan pronto. Planeo ser el mejor esclavo que hayas visto, con mis ojos puestos en ti liberándome tarde o temprano—.

—…Lo siento, pero ahora que sabes tanto de nuestro calabozo, no voy a poder liberarte.

—Eso también está bien. Porque me das algo de comida de primera. De todos modos, volveré a entrenar. —Ichika salió de la habitación, sonriéndome y saludándome.

Y dos horas después, ella estaba totalmente bien. El agua no estaba envenenada ni nada. Phew…. No esperaba que se lo bebiera de la nada. En serio. Cielos, esa chica es un verdadero comodín.

***

Llené el osen con agua caliente. El vapor era increíble, revelando que el agua aún estaba caliente. Me encanta tomar baños largos en agua tibia. Tendré que probar este onsen yo mismo más tarde. Y así, con el onsen completo, también lo estaba la posada.

Todos los días, Rokuko o yo teníamos que cambiar el agua manualmente usando nuestros poderes de extracción. Eso fue molesto, pero mi plan era hacer que los Golems Taladro perforaran los túneles de agua que harían el ciclo del agua automáticamente. Las paredes de los túneles se consideraban técnicamente como parte del calabozo, así que no tenía que preocuparme de que se derrumbaran. Sin embargo, estaba posponiendo eso, ya que no teníamos mucho PC de sobra.

Incluyendo todos los recursos invertidos en la excavación de los onsen, la construcción de la posada nos había costado aproximadamente 5.000 PC. La posada también necesitaba agua, así que compré una [Fuente de Agua (1.000 PC)] para ella. Las herramientas y similares utilizadas para excavar el onsen sumaron un total de aproximadamente 4.000 PC. Espera…. Estoy bastante seguro de que hubiera sido más barato para mí comprar una [fuente de agua] y luego calentarla con una [Fuente de Calor]. Bueno, supongo que tener un onsen natural tampoco es tan malo. Había construido la posada mucho más barata que, digamos, comprar una casa directamente por alrededor de 50.000 PC, pero aún así, estábamos más bajo en PC de lo que me gustaría. La cantidad de PC que tenemos… en realidad, seamos más específicos. Nos quedaban 56.390 PC. Eso no incluía el PC que había gastado en el cuarto y quinto piso del calabozo, ni tampoco contaba el PC que le había dado a Rokuko para hacer lo que ella quisiera. Realmente necesitaba tener cuidado con mis gastos ahora… Ah, cielos. Sólo quiero empezar a ganar PC para poder dormir ya.

—Así que, Keima. ¿Cómo se usa este onsen, de todos modos?

—Simple. Te quitas la ropa y entras después de lavarte el cuerpo.

—…¿Tengo que quitarme la ropa? Honestamente, me avergonzaría mucho entrar ahí con mi ropa interior puesta… Ah, supongo que por eso construiste esas paredes alrededor. Nadie puede ver dentro del onsen gracias a ellos. —Rokuko asintió, impresionada.

—Oye, espera. Tienes que quitarte la ropa interior también.

—¿Yo qué?

—No usas ropa en el baño. Eso es sólo sentido común.

—Espera un segundo. ¿No entras en el onsen con otras múltiples personas? ¿Los humanos están de acuerdo con eso?

—………Olvidé que venimos de culturas diferentes. —Era un poco tarde, pero le pregunté a Ichika sobre los onsen. ¡Enséñeme, Sra. Ichika!

—Definitivamente había algunos baños en algunas posadas de la capital imperial. Creo que en esos te tenias que poner ropa sencilla antes de meterte en la bañera.

—Aunque sería difícil lavarse así. Oh, cierto…. ¡Ustedes tienen {Purificación}…! —¡Mierda! Desperdicié totalmente mi tiempo construyendo habitaciones para limpiar! Debería haberle preguntado a ella primero. Incluso construí grifos, duchas, y todo…. Honestamente, ahora me siento deprimido por lo duro que he trabajado….

—¿No crees que la gente irá desnuda?

—Aaah, ummm…. Hay un baño que conozco que hizo un héroe, en el que vas desnudo con una toalla. Es el tipo de cosas que le gustaban a los Héroes. No creo que una posada al azar deba copiarlo, créeme.

—…Está bien, cambiaré esos cuartos por áreas de cambio. Haré ropa de baño que los visitantes puedan comprar o pedir prestada. —Bueno, sólo hice los onsen para mi propio beneficio de todos modos, así que lo que sea. Esto está muy bien.

—Ah, no olvides que Niku y yo somos totalmente tus esclavos. Podemos bañarnos desnudos contigo sin problema. ¿Qué te parece?

—…El onsen tiene secciones separadas para hombres y mujeres, así que tendré que pasar. Oh, y Ichika. ¿Le enseñarías a Rokuko y a Niku cómo usar el baño? En la sección de mujeres, por supuesto. —Créeme, no es que no quiera verlas desnudas. ¿De acuerdo? Confía en mí. Quiero ver las piernas y los pies

***

Después de salir del baño, compré un café con leche (5 PC) y me lo tomé. Llevaba una bata de baño, obviamente, con ropa de baño debajo. Las batas de baño se consideraban una variación de la ropa normal, por lo que sólo costaban 10 PC cada una. Incluso comprar uno para cada uno de nosotros sólo costó 40 PC. Bonito y barato. El agua caliente también estaba agradable. Acababa de tomar mi primer baño desde que llegué a este mundo de fantasía. Tengo la sensación de que dormiría como un bebé esa noche.

Y así, me subí a mi sillón de masaje (Sillón Golem) y me dejé llevar. Hice el sillón de masaje con madera y un [Futón]. Apenas costó nada. Cuando te sentabas en el sillón, el golem empezaba a masajearte… por así decirlo.

Un ligero *vrrr* llenó el aire, debilitándose y fortaleciéndose. Me sentí muy bien. Oh si. Debería hacer que esta silla vibre durante cinco minutos después de que le pongan un cobre. Si se hace popular, podría ganar mucho dinero…. haaah…

Abrí los ojos después de sentir algo cosquilloso y noté que Niku había extendido una manta sobre mí. Niku también llevaba una bata de baño. Verla le recordó a mi dormido cerebro cómo el Catálogo de PC había incluido una opción para que la bata de baño incluyera un agujero para una cola. Aaah, mundos de fantasía. Qué lugares tan maravillosos son.

—¡Lo siento! No quise despertarte…

—Fwaah… No, no, no te preocupes. Voy a volver a dormir… —Bostecé y me levanté de la silla para seguir a Niku de vuelta a mi habitación. Hmm. Supongo que tendré que pensar en una manera de evitar que los clientes se queden dormidos en las sillas y se las guarden para sí mismos.

—…Eeeh, y honestamente me siento un poco insatisfecho. Simplemente vibrar no es suficiente…. Oh. Hey, Niku. ¿Sabes cómo dar masajes?Abrí los ojos después de sentir algo cosquilloso y noté que Niku había extendido una manta sobre mí. Niku también llevaba una bata de baño. Verla le recordó a mi dormido cerebro cómo el Catálogo PC había incluido una opción para que la bata de baño incluyera un agujero para una cola. Aaah, mundos de fantasía. Qué lugares tan maravillosos son.

—¡L-Lo siento! No quise despertarte…

—Fwaah… No, no, no te preocupes. Voy a volver a dormir… —Bostecé y me levanté de la silla para seguir a Niku de vuelta a mi habitación. Hmm. Supongo que tendré que pensar en una manera de evitar que los clientes se queden dormidos en las sillas y se las guarden para sí mismos.

—…Eeeh, y honestamente me siento un poco insatisfecho. Simplemente vibrar no es suficiente…. Oh. Hey, Niku. ¿Sabes cómo dar masajes?

—…¡Ah! Sí, lo sé hacer. Ichika me enseñó cómo. —Ooooh! ¿Cuándo ocurrió eso? A Niku le encanta aprender, ¿eh?

—Fantástico. ¿Te importaría darme uno, Niku?

—Ah, p-pero, es un…. um, es un masaje de pisadas, así que…

—Es un… ¡¿masaje de pisadas…?! —Un masaje de pisadas. Obviamente, es un masaje con los pies. Normalmente lo hacen los niños que necesitan usar todo su peso para poner una cantidad satisfactoria de presión en el cuerpo de otra persona. Los padres a menudo pedían que sus hijos les dieran ese masaje. La ejecución fue simple. Pones los pies sobre la persona y haces presion usando tu peso corporal con ayuda de la gravedad. Fin.

Eso es correcto. Pisas a alguien. Con los pies. Quiero decir, obviamente, pisar a alguien significa usar tus pies. Así es como funciona el lenguaje. Y para alguien con un fetiche por los pies como yo, ese es el mejor masaje que puedo pedir.

—Eso está absolutamente bien. En realidad, es mejor que bien. Por favor, por favor, dame ese masaje.

—¡¿Eh?! B-Bien! Um, por favor, acuéstese, entonces. —Me acosté en mi futón. Vamos. Hazlo.

—A-Ah… U-Um, disculpe… —Niku tímidamente puso un pie en mi espalda. Sentí el calor de la parte inferior de su pie a través de mi delgada bata de baño. Tan…. tan caliente. Su paso vacilante se siente muy cosquilloso… Mierda. Estaba a punto de quedarme dormido otra vez, pero esto me va a despertar. Aunque sus pies temblorosos se sienten muy bien.

—Ohoooh…. ¿Te importaría hacerlo un poco más fuerte? Es demasiado cosquilloso ahora mismo.

—¡B-Bien, lo siento! —Oh. Está precionando mucho más que antes. De esto es de lo que estoy hablando. Realmente quería que empujara su pie con fuerza sobre todos los puntos rígidos que cubrían mi espalda.

—¿Te importaría cavar los dedos de los pies en los puntos más duros de mi espalda….?

—¡Está bien! ¿A-Así?

—Aaah, así es, justo ahí…. Ohoooh, esto se siente tan bien… —Niku me clavó los dedos de los pies en la espalda. Aaah. Esto realmente es un masaje de pisadas. Me están pisando mientras estoy acostado. ¡Siento que mis sueños se han hecho realidad…!

—Me voy a dormir pronto, así que para cuando quieras.

—De acuerdo…. ¡Hyah! ¡Hyah!

—Oooh, sí, eso es. Ser pisoteado se siente bien también… —La planta de sus pies me pisó suavemente las caderas.

Fwaaaah. Sus pies golpeando rítmicamente mi espalda me están gustando mucho…. Esto es genial, tendré que pedirle… que haga esto… otra vez… zzzz….

9

Día 44

Me desperté y me di cuenta de que estaba usando a Niku como un dakimakura, como siempre, gracias en parte al distintivo y dulce aroma de una chica.

—…Ah. Buenos días… —Niku se despertó al mismo tiempo que yo, como si me hubiera estado esperando.

—Buenos días…. Aaah, dormí bastante bien. Es muy raro que me despierte sintiéndome tan bien.

—…Estoy feliz de haber sido de ayuda para usted. —Niku sonrió un poco. Así que… le froté suavemente la cabeza.

—Voy a tener que pedir otro de esos masajes.

—Es-Está bien. Haré lo que pueda. —De acuerdo. Gracias al masaje de Niku, me siento muy enérgico, a diferencia de lo habitual. Qué hacer, qué hacer…. Ya terminé de construir la posada, así que supongo que podría pasar el día arreglando el calabozo.

—Oh, claro. Ese masaje se sintió genial, Niku, así que realmente quiero darte un regalo. ¿Hay algo que quieras? ¿Hay algo que quieras que haga?

—¡¿Eeeh?! E-Eso es, um… Um…. ¿E-En serio?

—Sí. Sólo di lo que se te ocurra. Si quieres algo que pueda darte, considéralo tuyo.

—¿D-De verdad lo harás?

—¿Qué, estás dudando de mí?

—¡Ah! ¡N-No, nunca lo haría! —Niku agitó vigorosamente su cabeza de lado a lado. Tal vez me burlé demasiado de ella. De todos modos, ahora sólo tengo que esperar y ver qué quiere. Me pregunto qué dirá. Tal vez va a pedir todas las hamburguesas que pueda comer. Tras un minuto de silencio, Niku abrió la boca.

—Um…. ¡Por favor, píseme!

—¡¿Qué?! —¡¿Eh?! ¿Qué demonios está diciendo esta chica? Le pregunté qué pasaba y, en conjunto, parecía que pisar a otra persona era o no era un masaje, algo que ella veía innatamente como un acto de dominación, y como me veía como su superior…. pisarme era muy duro para ella, psicológicamente hablando. (Ya que compré Ichika después de ella, Niku no tuvo ningún problema en pisarla). Así que, para arreglar las cosas en su mente, ella quería que la pisara. Por supuesto, no tenía que hacerlo si no quería, pero ella realmente quería que la pisara. Y además de eso, quería que le pisara la cabeza si era posible. De hecho, para ser honesto, lo que ella realmente quería era que yo la pateara. ¡¿En serio?! ¡Yo no iría tan lejos!

Y así, hice que Niku se conformara con inclinarse frente a mí y dejarme hacerle cosquillas en la parte posterior de su cabeza con la planta de mi pie. Se veía muy satisfecha después de levantar la cabeza.

***

—Y eso es lo que pasó esta mañana. ¿Es eso normal para los Beastkin o qué?

—Mi chico, eso es totalmente normal. —Le pedí ayuda a la omnisciente Ichika, y aparentemente Niku estaba siendo normal. Beastkin estaba muy tenso sobre la superioridad y la inferioridad en las relaciones, por no hablar de las jerarquías en general. A esto hay que añadir el hecho de que Niku fue criada como esclava, se le enseñó desde su nacimiento que es la más baja de la escala social, y las cosas empeoraron.

—Como, sentarse y pisar a otros son como, formas fundamentales de mostrar superioridad en la cultura beastkin. Un montón de beastkin proponen diciendo algo como: «Quiero que estés justo debajo de mí», o “Quiero que me acuestes debajo de ti”. Es salvaje. —¿Son proposiciones…?

—Ellos también tienen formas más normales de proponer matrimonio, pero sí. Mi corazón se estremecería si alguien me dijera: «Quiero que comas la presa que cazo cada día» o «Juro por mi puño que te llenaré el estómago cada día», sí. —Bien, puedo entenderlo un poco mejor. Es como decir, oye, no te dejaré pasar hambre. Ese tipo exacto de propuesta realmente haría maravillas en Ichika.

—Hay otros que conozco, como «Quiero que me cepilles la cola», o «No dejaré que nadie me toque el vientre excepto tú».

—¿Conoces a esos porque alguien te los ha dicho antes?

—Jajajaja, como si fuera. Acabo de tener un amigo beastkin cuando era un aventurera. Se burló un poco de mí, eso es todo. —Oh, ups. Nos estamos saliendo del tema.

—Sabes, todo esto significa que a Niku le gustas tanto, ¿no? Eso es súper bonito.

—Bueno…. Claro, vamos con eso. —Sí, y le pediré que me de otro masaje como ese alguna vez. Tal vez debería retractarme. Sin embargo, no sé, el masaje se sintió muy bien… Sí, me siento un poco raro al respecto, pero voy a seguir adelante. Se lo pagaré pisándola de nuevo…. ¿De verdad estoy de acuerdo con eso?

¡Oh! ¡Espera! ¡¿Quizás Niku es un camarada con un fetiche de pies también….?! No, de ninguna manera. Jajaja. Ha… Sí, haré algunas hamburguesas para dárselas en su lugar.

Y así, habían pasado cuatro días completos desde que volvimos al calabozo. Necesitábamos volver a la ciudad de Tsia para mañana y dar un informe sobre lo que encontramos. Ir hasta la ciudad era extremadamente tedioso, pero lidiar con el castigo por abandonar la búsqueda (o pensar que nos mataron los bandidos) sería aún más molesto. Iré a la ciudad y me clasificaré mientras estoy allí.

La posada estaba terminada, la cual sólo dejaba arreglar el interior del calabozo. Se me habían ocurrido ideas para expandir el calabozo existente mientras estaba acostado, así que no tardé mucho en empezar a progresar. Primero, hice una habitación en el tercer piso de las plantas subterraneas y puse el objeto de premio de nuestra mazmorra -la [Cuchilla Golem] (Espada Mágica)- dentro de ella. A su vez, hice que algunos de los gólem que vagaban por el calabozo empuñaran espadas normales de piedra y arcilla. Bueno, en realidad también eran Cuchillas Golem, pero las hice que se desactivasen si el golem que las empuñaba se destruía. También los hice a medias, de modo que eran básicamente palos en forma de espadas.

De todos modos, de vuelta a la habitación con la Espada Mágica. Para alcanzarla, un aventurero tendría que despejar la primera planta, atravesar el laberinto que compone la primera y la segunda planta inferiores, subir y despejar el área del rompecabezas en la segunda planta superiores, bajar por la escalera de caracol que tiene tres pisos de altura total y, finalmente, encontrar la habitación después de haber explorado la tercera planta inferior. Bastante simple.

Resumiendo eso, la orden era: [Área Uno: Entrada], [Áreas Dos y Tres: Laberinto],[Área Cuatro: Rompecabezas y Adivinanzas], y luego [Área Cinco: Tesoro de la Hoja Mágica] después de bajar por la [Escalera de Caracol]. Después de eso es [Área Seis: El Jefe/Sala del Núcleo]. Naturalmente, estaríamos en serios problemas si algún aventurero llegara a la tesorería. Ni siquiera había colocado un jefe en la sala de jefes del cuarto piso, el más profundo. Estaba pensando en hacer una especie de golem para poner allí. Tal vez uno que pueda hacer una secuencia de transformación inútil pero llamativa. O un montón de golems pegados como un super robot. Eso sería genial.

De todos modos. Las áreas de laberinto y rompecabezas eran lo suficientemente difíciles como para que me imaginé que alguien alcanzaría la Sala del Núcleo por un tiempo decente. Lo que desafortunadamente significaba que sería difícil para la gente darse cuenta de cuál era el premio de nuestro calabozo. Así, para anunciar la existencia de las Espadas Mágicas* en nuestro calabozo, puse una habitación en el segundo piso de las plantas bajas donde los aventureros podían probar una. Era una táctica de venta fundamental: el período de prueba.

<<Traductor Endless: Por cierto, una cuchilla mágica no es otra cosa mas que una espada. Por alguna razón en ingles lo ponen como Blade que es Hoja o Cuchilla y no como Sword que es espada xD>>

Es una habitación con una Espada Mágica clavada dentro de un pedestal en el centro, lista para ser tomada. Pero si alguien lo tomara, se activaria una trampa. En el momento en que la Espada Mágica dejaba el pedestal, todas las salidas se sellaban inmediatamente. Para salir de la habitación, tendrías que poner la Espada Mágica donde estaba originalmente. Básicamente, no había forma de que se quedaran con la Espada Mágica. Incluso si alguien la consiguiera de alguna manera, podría ignorarlo por respeto a su sabiduría. Aunque no lo haría si intentaran reutilizar la misma estrategia dos veces, la segunda cuchilla mágica se destruiría a sí misma al salir de la habitación.

Además, evitar que la puerta se cierre con un palo o algo así no funcionaría. Razón por la cual, había puesto trampas de púas en las paredes, el techo y el piso del pasillo que conducían a la habitación que activaban y bloqueaban la salida con una pared impenetrable de púas. Naturalmente eso mataría a cualquiera en el pasillo, pero lo hice para que las placas que cubren los agujeros de las puntas se retraigan cuando alguien se acerque al pedestal de la Espada Mágica, así que…. Uh…. ¿buena suerte esquivándolos?

Coloqué un blanco en forma de Golem de Madera (que en realidad era un verdadero golem, pero sin una piedra mágica) en la habitación para que los aventureros probaran la espada. Podría ser una buena idea convertir toda la sala en un área de entrenamiento, o algo así.

En resumen, el comienzo del calabozo fue básicamente el mismo que durante la Batalla de Calabozos. Mis modificaciones se podrían resumir en dar forma al área del rompecabezas, añadir una escalera de caracol que lleva a la siguiente área y añadir la sala de pruebas de la Cuchilla Golem. Y para cuando terminé esas modificaciones, el sol se había puesto.

—Phew, he trabajado duro hoy…

—Gracias por su trabajo, Maestro. —Estaba haciendo que Niku me diera un masaje otra vez. Pero no otro masaje de pasos. ¿Por qué no? Bueno, quiero decir, ese masaje de pasos es tan asombroso que no quiero pedirlo muy a menudo. Eso hará que pierda su magia. Básicamente, una cierta cantidad de moderación es necesaria para vivir una buena vida. Por ejemplo, si no te detienes, tus deseos crecerán fuera de control y eventualmente la mayoría de las cosas no te satisfarán más.

—Wow, Maestro. No hay necesidad de contenerse. Puedes usar mis pies todo lo que quieras, amigo.

—Oye, seguro que quiero hacerlo. Pero ya sabes… Piénsalo como comida, Ichika. Digamos que hay un gourmet de comida y un tipo normal. El gourmand come algo de comida de nivel medio y dice: «Esto es una porquería. Ni siquiera es cocina de verdad, le doy un treh». El tipo normal dice «Oh hombre, esto es bastante sabroso», y disfruta de su comida. ¿Cuál es más feliz? Creo que el segundo tipo es más feliz.

—…Mi amigo, tienes razón. Me gusta comer bien, no comer lo mismo una y otra vez.

—Correcto. La felicidad es realmente importante. Si la mayoría de las cosas no te satisfacen, terminarás infeliz, y no hay nada bueno que pueda venir de eso.

—Sí, voy a tener que recordar eso. Por cierto, ¿puedo tomar más de esos? —Ni siquiera eso es suficiente para que Ichika se contenga, ¿eh? Bueno, ella se lo pierde.

—Mañana vas a ir a Tsia a dar un informe sobre el Calabozo, ¿verdad? Eso significa que no comeré ningún [Rollo de Curry] durante los próximos dos días. Entonces, ¿cuál es el problema? ¿Sí?

—Eso es verdad, pero… aaah, ese es el asunto. Justo ahí. Hazlo de nuevo.

—Sí, Maestro. —Niku estimuló directamente algunos de mis puntos de acupuntura. Dejé salir un extraño gruñido. Niku estaba usando Golems Guantes para aumentar su poder, ella podía masajearme apropiadamente sin usar su peso corporal. Aunque mis hombros no estaban tan rígidos en primer lugar, así que… En realidad, estaban súper rígidos, ya que había trabajado tan ridículamente duro. Súper, súúúper rígido. Sip.

—Hey, Keima. ¿De verdad vamos a ir a la ciudad otra vez? Será mejor que me prepare, entonces.

—Sí… Oh, sí. ¿Ya has usado tus 10.000 PC?

—Todavía no. Estaba pensando en usarlo en el gacha de nuevo, pero no estoy seguro si debería rodar el gacha de 1.000 PC diez veces o rodar el gacha de 10.000 PC una vez.

—¿Qué es gacha…? Esa palabra suena totalmente genial de alguna manera. ¿Te importaría soltarme los detalles? —Oh bien…. Ichika terminó muy endeudada después de apostar demasiado, me olvidé de eso. No es sólo una gran amante de la comida. Si la dejo tocar la gacha todo lo que quiera, probablemente consumirá todo nuestro PC en un solo día….

—¡Tienes razón! ¡Tirar de la gacha de 10.000 PC sería mucho más emocionante!

—¿De acuerdo? Si vas a hacerlo, tienes que hacerlo todo de una vez. —Se necesitó exactamente una conversación de treinta y dos segundos para que Rokuko decidiese cómo debía usar su PC. ¿En serio? ¿Eso es suficiente para ti? Quiero decir, dije que podías hacer lo que quisieras con él, pero vamos. Oh bien.

—¡Bien, hagámoslo! 10.000 PC gacha, gooo!

—¡Eh, espera! ¡No hagas eso en mi habitación! ¡Hazlo en el salón principal! ¿Y si algo tan grande como un dragón sale y destruye la posada? —Grité, pero era demasiado tarde. Rokuko ya había usado todo su PC. Un círculo mágico brillaba en la existencia con un zumbido a lo largo del suelo. Uh…. ¡¿Hey?! ¡¿Hola?! ¡Ese Círculo Mágico es tan grande como toda la habitación! ¡¿No es eso un problema?!

10

—¡Ooohh! ¡Sabía que la gacha de 10.000 PC sería fantástico!

—¡Por favor, no seas grande, por favor, no seas grande…! —Recé para que la posada en la que tanto me había esforzado no fuera destruida. Mientras tanto, Ichika y Rokuko chillaban de emoción. Niku, que Dios la bendiga, estaba de pie, protegiéndome.

—¡Dragón! ¡Dragón!

—¡¿También pueden salir dragones?! Vamos a comer filete esta noche, mis amigos!

—¡No dejaré que te lo comas!

—…Quiero decir, su cola volverá a crecer aunque se la cortemos, así que…

—¡¿Qué?! ¡No!

El círculo mágico comenzó a encogerse mientras giraba rápidamente. Eventualmente, era lo suficientemente pequeño como para caber dentro de la habitación.

—¿Hm? Mmm?

—Woah, woah, se está haciendo pequeño. ¿Qué pasa con eso? —El círculo se estaba haciendo aún más pequeño. Me acaricié el pecho con alivio. Nada de ese tamaño destruiría la posada. Pero entonces, se hizo aún más pequeño. Sí…. Es bastante pequeño ahora. Seeeeee…. podré sostener lo que sea que se llame en mis propios brazos.

—Ooooh…

—¿Esto es un error? ¿Esto es lo que llamaste una mala racha? —Rokuko e Ichika estaban perdiendo su entusiasmo. Niku seguía de pie frente a mí sin bajar la guardia en absoluto. Y así, el círculo mágico desapareció, dejando atrás una caja del tamaño de una palma.

—…¿Qué es esto?

—Sólo hay una forma de averiguarlo, ¿eh? Vamos a abrirlo, Rokuko. Vamos.

—B-Bien. —Rokuko tímidamente abrió la caja. Dentro había un solo huevo y nada más. Un huevo muy pequeño.

—…Esto es un huevo, ¿verdad?

—¿Quieres freírlo? Apuesto a que sabría súper fabuloso, tal vez…

—¡De ninguna manera! Pero… ¿Qué es esto, de todos modos? No puedo decirlo, pero definitivamente es algo asombroso. ¡Seguro! —Rokuko levantó la caja en una postura de celebración. El huevo brilló brillantemente…. en mi imaginación. De cualquier manera, la invocación había terminado sin que mi habitación fuese destruida.

—Entonces, ¿qué es? ¿Vino con un manual?

—…Tal vez eclosione si lo calentamos.

—A mí me parece bien. Pero… Te gastaste 10.000 PC en esta cosa, así que no la rompas.

—C-Cierto… —Aunque se había gastado todo su PC en ello, el día terminó sin que supiéramos exactamente lo que era. Decidimos calentarlo en el agua de Onsen por un tiempo. Aunque para asegurarnos de que no matábamos lo que había dentro, lo hacíamos a un ritmo controlado, como si usáramos una incubadora.

Día 45

El calabozo y la posada estaban listos; los habíamos terminado en una semana. Era hora de volver a la ciudad. Y así, preparé una especie de vehículo para nosotros.

—Heeey, Maestro. ¿Qué diablos es esto?

—…Un golem carruaje, ¿supongo?

—¡No hay caballos! ¡No hay ruedas! ¡Tiene unas malditas piernas saliendo de él! —Eso es correcto. El vehículo que había preparado era un golem en forma de caja con seis patas que crecían fuera de él, construido para viajar a través de la peor de las carreteras. La parte delantera de la caja tenía una ventana de vidrio hecha de botellas de poción vacías. Sin embargo, era bastante innecesario, ya que el golem podía moverse por sí solo. Basé el diseño de sus patas en patas de caballo, así que fue bastante rápido.

—Hmph… Este tipo de cosas ya no son suficientes para sorprenderme. Quiero decir, estamos hablando de Keima.

—Me alegra saber que confías tanto en mí.

—Bueno, quiero decir, estoy totalmente de acuerdo con esto. Parece rápido y fácil, así que… sí…

—La caja nos cubrirá completamente, así que podemos viajar en esta cosa incluso a través de los bosques. Incluso cuando no podemos usarlo, el golem es lo suficientemente pequeño para caber dentro de nuestro {Almacenamiento}.

—Ahaha. Dejaré que lo pongas en mi {Almacenamiento}. De nada.

—…Rokuko y Niku también pueden usar el almacenamiento, ¿eh? Yo también quiero aprenderlo…

—Siento que eso te convertirá en una despensa de comida ambulante, Ichika. Bueno, no me importa enseñártelo cuando tengamos el PC de sobra, pero eso sólo sucederá cuando tengamos suficientes aventureros comiendo de nuestras manos. —Necesitábamos una buena cantidad de aventureros explorando nuestro calabozo, pero no lo suficiente como para hacernos demasiado famosos. Manejar eso parecía que iba a ser difícil.

Así que, usando el Golem Carruaje, llegamos a la Ciudad de Tsia en sólo dos horas. Tuvimos que desmontar el carruaje y ponerlo en {Almacenamiento} a una distancia razonable de la ciudad, pero sólo fueron dos horas, incluso con la caminata adicional. Fantástico. Ahora podremos llegar a la ciudad rápidamente aunque tengamos que atravesar caminos secundarios para evitar la atención de los aventureros que se dirigen a nuestro calabozo.

—Oye, ha pasado mucho tiempo. Estabas en una quest, ¿verdad?

—Sí. Y pronto volveremos a la montaña también. —Era el mismo portero de siempre. Le mostramos nuestro boleto de quest, pasamos por la puerta y nos dirigimos al Gremio.

Llegamos a la ciudad más rápido de lo habitual, pero la mañana había terminado hace un rato. No había muchos aventureros dentro. Y detrás del mostrador se sentaba la recepcionista habitual. Hombre, esta señora trabaja muy duro, ¿eh?

—Hola. Ha pasado una semana, creo. ¿Cómo estuvo la [Cueva Ordinaria]?

—Antes de que lleguemos a eso, me gustaría que te ocuparas de esto primero. —Le di las cuarenta y cinco orejas de duende que había comprado con PC.

—Oí de Ichika que podría hacer el examen de rango superior después de haberle dado tantas orejas de goblins.

—Orejas de goblins, hm…? Bueno, a mí me parecen todos muy bien. Pero aún así, son muchas orejas para cazar en sólo una semana. ¿Encontraste una colonia de duendes cerca de la Montaña Tsia?

—Algo así. La verdad es que conseguimos todo esto en la [Cueva Ordinaria].

—¿Es eso tan…? ¿Te importaría decirme más? —La recepcionista, sintiendo que había algo más en nuestra historia, se puso de pie y nos hizo un gesto para que fuéramos detrás del mostrador. De acuerdo. Es hora de hacer sonar a nuestro calabozo.

Nos guiaron a la habitación del maestro del gremio. Sí, estamos trayendo información importante. Tiene sentido que se lo digamos directamente a él. Dentro de la habitación estaba el viejo amigo musculoso… el maestro del gremio. La recepcionista permaneció de pie en la puerta, como si estuviera bloqueando nuestros medios de escape.

—Entonces, ¿qué pasó en la [Cueva Ordinaria]?

—Echa un vistazo a esto. —Le mostré al maestro de gremios una Cuchilla Mágica (Golem) y dos pociones de maná. En otras palabras, botín de mi calabozo que era lo suficientemente bueno como para venderlo. Y no sólo eso, sino un botín lo suficientemente valioso como para ser un gran hallazgo en un pequeño calabozo. Por no hablar de la Espada Mágica, incluso las pociones de maná eran una gran plata cada una.

—Esto es…

—Lo encontré en la [Cueva Ordinaria].

—¿En serio? Pensé que ese calabozo sólo tenía una habitación…

—¿Una habitación? Eso es una locura. Había toneladas de habitaciones, e incluso algunas escaleras. Tengo esta espada en una de esas habitaciones. Había golems por todas partes, así que salí de allí. Pensé que había visto bien el lugar. —Lo tomó y lo sostuvo desde varios ángulos, investigándolo.

—…Esta no parece ser una espada de hierro normal. Espera, ¿tiene una piedra mágica dentro…? ¡Esto es una Espada Mágica!

—Se agudiza cuando le echas maná.

—Oh hoh, eso lo convierte en una Cuchilla Mágica de Bajo Rango…. pero aún así, una Espada Mágica no menos. ¿Y dijiste que había golems allí también? —Decidí seguir presionando.

—…Y esta información no viene de mí, por cierto.

—¿Oh? ¿Qué quieres decir con eso?

—La aventurera de Rango-A, la Diosa de Alas Blancas. Escuché que fue ella quien llevó a cabo la búsqueda de investigación antes que yo. Creo que puedes decir lo que estoy tratando de decir aquí.

—Lady Haku, ¿eh? ¿Me estás diciendo que está involucrada en esto? —Ah. Supongo que la llama «Lady» Haku porque ella también es una figura importante en el Gremio.

—La conocí por casualidad en la montaña. Me dijo que la [Cueva Ordinaria] había sufrido un cambio de paradigma. Aunque mencionó que el gremio de la Ciudad Imperial le informó que todo estaba normal.

—…¡¿Un cambio de paradigma?! ¿Pero por qué escondería eso? Falsificar información es… no, espera. Los A-Ranks tienen el derecho de guardarse algunas cosas para ellos… y Lady Haku es la que estableció esa búsqueda en primer lugar…

—También hay una posada junto al calabozo.

—¡¿Una posada?! ¿Por qué demonios había una posada allí…? —El maestro del gremio frunció el ceño, desconcertado por lo que había dicho. Sí, es bastante increíble. Básicamente, lo menos realista posible. Pero aquí es donde entra en juego la persuasión!

—¿Acaso importa por qué? Haku hizo que un socio suyo la construyera. Probablemente no tiene sentido que intentemos pensar por qué haría eso.

—Tienes…. un punto. Quién sabe qué demonios está pensando esa mujer. Ella dejó claro que la [Cueva Ordinaria] no debía ser tocada, pero…. Sí, pensar en esto es una pérdida de tiempo. Lo que significa que todo lo que tenemos que hacer es tomar tu palabra y pensar qué hacer con el calabozo.

—Bueno, pasaron muchas cosas y ahora voy a trabajar en esa posada. Lo voy a usar como mi base de operaciones de ahora en adelante.

—…Está bien. Seguro. —El maestro culpable cerró los ojos y asintió. ¡Bien! ¡La persuasión realmente funcionó! Pero en el momento en que lo pensé y bajé la guardia, el maestro culpable siguió hablando.

—Creo que pondré una sucursal del Gremio de Aventureros de Tsia allí.

—…¿Huh? —¿Una… sucursal?

—Sí. Gracias por el informe. Considere su búsqueda un éxito. Y después de que hayamos echado un vistazo a ese calabozo, dejaré que los tres estén a la altura de Rango-E. Te las arreglaste para cazar tantos duendes en sólo una semana. Debería estar bien.

—¿Eh? ¿Yo también? Yay, ¡vamos! —Supongo que Rokuko está llegando a Rango-E a pesar de no hacer nada. Incluso se está saltando Rango-F. ¿Está bien romper esas reglas…? Espera, esto no es lo que importa ahora mismo.

—Er, ¿una sucursal? ¿Qué quieres decir?

—Quise decir lo que dije. Si ese calabozo realmente creció, los aventureros estarán por todas partes. Las cosas irán mucho mejor si tenemos una oficina allí. Sobre todo si también hay una posada allí.

—B-Bueno, sí, es verdad.

—Un pueblo puede surgir alrededor de ese calabozo dependiendo de cómo se encuentre. Vamos a tener que investigar esto más a fondo… lo que significa otra búsqueda. Puedes tomarla si quieres. —¡¿Un… pueblo?! Esto es serio. No planeé que pasara algo tan grande. Si demasiada gente viene al calabozo, no podré hacer que los golems se encarguen de toda la agricultura. Mierda, mierda, mierda, mierda. ¿Puedo cultivar dentro de la mazmorra? Y será mucho más difícil usar golems especiales como el que usé para traernos aquí. Mis pensamientos fueron interrumpidos por la recepcionista trayendo nuestras tarjetas de gremio. Él había dicho que nos clasificarían después de que comprobaran el calabozo, pero nuestras tarjetas ya tenían Rango-E en ellas. Pero ese era el menor de nuestros problemas. Me despedí a medias y me fui del gremio.

—…Las cosas podrían no ir tan bien para nosotros aquí. Volvamos a la base.

—¿En serio? Mmm, supongo que no podemos jugar antes de irnos esta vez. —Afortunadamente no teníamos nada que hacer en la Ciudad Tsia, así que pudimos regresar inmediatamente a la base. Además, Ichika dijo:

—¡Claro que sí! Vamos a cenar [Rollos de Curry] esta noche, amigos! —Al menos es feliz.

*

Traducción: Endless
Edición: Endless
Corrección: Endless
Editor de Ilustraciones: Alekséi


Anterior | Index | Siguiente